2.12.12

LA CREDIBILIDAD DE LA ONU, EN JUEGO, ENTRE LOS INTERESES Y LOS PRINCIPIOS

por Lehbib Brahim Laabid

La ONU, está llamada a cumplir con su declaración sobre la concesión de la independencia a los países y pueblos coloniales, aprobada por la resolución 1514 de la Asamblea General de las Naciones Unidas, en 1960. Y el problema del Sahara Occidental, última colonia en África, no es una excepción de esta declaración, siendo, desde 1966, una cuestión de descolonización que España no quiso acabar, en el primer semestre de 1975.
La ONU reconoce al F.Polisario como único y legítimo representante del pueblo saharaui. Constatado esto, no puede obligarle a otra opción que no sea la autodeterminación, porque así lo dice la ONU, en sus resoluciones. Hecho que choca con la intransigencia de Marruecos que goza del respaldo de sus aliados y de algunos miembros del Consejo de Seguridad. Estos, que vetan, sin remordimientos, cualquier resolución favorable al pueblo saharaui y con ello, sin duda alguna, perpetúan la atroz e ilegal ocupación de Marruecos a parte de los territorios del Sahara Occidental.
De su parte, Marruecos está a punto de perder la oportunidad que le brindó el Consejo de Seguridad, en reunirse con los saharauis y pactar alguna solución, la que sea, aunque esté en contra de la legalidad internacional, con el fin de que la ONU, se lave las manos y abandone al Sahara. Un abandonó que nunca será posible, si no se llega a la solución. Y una solución definitiva y duradera del conflicto, reside en la autodeterminación del pueblo saharaui, dueño de su destino, ya sea la integración en el reino de Marruecos, la autonomía o la independencia. Entonces… ¿Porqué Marruecos y sus aliados temen a la celebración de un referéndum?
Después de todo ¿Estará la ONU dispuesta, hasta el fin del mundo, despilfarrar millones de dólares en una misión que ni celebra el referéndum; ni vela por los derechos humanos en la parte ocupada por Marruecos; ni paraliza la explotación ilegal de los recursos de un territorio, no autónomo, en el que se instaló hace 21 años? ¿Puede la ONU derogar el principio de autodeterminación y descolonización y obligar a los saharauis, contra su propia voluntad, aceptar algo que no quieren?... En cambio, la ONU, si quiere, puede obligar a Marruecos a desistir de sus pretensiones expansionistas y escuchar a la comunidad internacional.
Por lo tanto, es el momento en que la ONU recupere parte de su credibilidad perdida, en estos tiempos en los que los intereses prevalecen sobre los principios y el lenguaje de la fuerza está sobre la razón. Evidentemente, la solución está en la aplicación de la legalidad internacional y si no, ya no merece la pena esperar, para después morir sin mérito alguno, en medio de la nada. De todas formas, los saharauis están listos para retomar las armas, si no se alcanza la solución, así como dispuestos a emprender el camino hacia la paz, si la Comunidad Internacional les ayuda.

Libertad a los presos políticos saharauis.
La represión y violación incesantes de los derechos humanos en las zonas ocupadas de la RASD, es responsabilidad de la Comunidad Internacional.
“El Estado saharaui independiente es la solución”.

Lehbib Brahim Laabid
02.12.12
lehbib.laabid(at)yahoo.es

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark