15.7.19

LA ECONOMÍA DE LOS INVISIBLES

por ABDALAHI SALAMA MACHNAN

Un severo verano más, que se suma a los cuarenta y tres últimos, que los Saharauis han soportado en las inhóspitas tierras desérticas del sur de Argelia. A pesar de ser una certeza, siempre parece sorprendernos.

Unas temperaturas que superan la barrera de los 50 grados centígrados, en una de las olas de calor más intensas registradas en las últimas décadas.

La canícula invita a soñar a muchos habitantes del planeta; para afrontar en condiciones este período caluroso del año, se planean las vacaciones, las familias se organizan para ir a refrescar en las playas, en los ríos, activan el modo letargo: Una larga temporada de reposo, descanso, entumecimiento y desconexión. Se posponen decisiones hasta el nuevo curso. Los que gozan de estos privilegios de ensoñar con estos pensamientos tienden a considerarlos normales; lastimosamente, no es así en nuestro caso. Somos una extremidad de un cuerpo social con una elevada proporción de sus miembros al margen de las posibilidades de algunos, de disfrutar, si no de un merecido descanso, si de una “tregua” pactada, para soportar las inclemencias meteorológicas y renovarnos.

Las estadísticas nos suministran una imagen cruda, según la cual, las familias Saharauis que se pueden permitir el lujo de hacer frente a un alquiler veraniego en la ciudad argelina de Tinduf, para resguardarse de las fuertes olas de calor, es de un 18,7% aproximadamente, el 81,3% restante ha asimilado las inmisericordes leyes del mercado libre, las cosas no son baratas. Paradojas del capitalismo, las condiciones de vida actuales ofrecen una panorámica desoladora de la sociedad que nos ha tocado vivir. En muchos de nuestros hogares decir vacaciones no tiene sentido: sencillamente no las pueden hacer ni las harán nunca.

En suma, una sociedad, la nuestra, profundamente dividida en lo material y lo social, con proporciones de familias e individuos para los que no tienen ningún tipo de ingreso económico, ni pueden hacerle frente ni siquiera a las tarifas del transporte privado que cubre las rutas diarias entre los cuatro campamentos, la capital administrativa Rabuni y la ciudad argelina de Tindouf. Es una situación que nos obliga a una reflexión profunda y a una actuación pública inmediata.

Precios de los alquileres- Tinduf- junio 2019 (1).












(1) Elaboración propia, a partir de números orientativos, obtenidos mediante una aproximación del canje de divisas entre el Dinar y el Euro a fecha de mayo de 2019.

El modelo neoliberal de la economía capitalista ha grabado a fuego el dogma, según el cual: la clave no es proveer en la abundancia sino administrar precios en la escasez. Los alquileres en Tinduf entre los meses de Octubre hasta Abril son asequibles, junio será caro, julio y agosto puede serlo más.

Pero, ya se sabe, no hay más cera que la que arde. Y así, en nuestra situación, continúa sorprendiendo el desapego de la clase política dirigente respecto de: el encarecimiento del nivel de vida de la cesta básica de alimentos, la falta de control del gasto público, la nula política fiscal de la recaudación de impuestos, la falta de políticas claras que luchan contra la pobreza y la desigualdad. Estamos ante escenarios nuevos que la mayoría de los economistas denominan ≪la cuarta revolución industrial≫, tenemos la opción de dejarnos llevar por esa ola del cambio o dejar que nos arrolle. Los ciudadanos de a pie, de una u otra forma, no nos quedan más remedio que adaptarnos a esta transformación y, en muchos casos pagando un alto precio por ello, aquí en los campamentos tenemos la sensación de que los políticos no están implicándose lo suficiente para que salgamos de este atolladero que dura ya más de cuatro décadas, sino que, además, continúan enfrascados en sus guerras sucias, diseñar macabras estrategias de cara a ganar un puesto en la casa amarilla en la próxima cita congresual.

El escenario político que estamos viviendo actualmente es deprimente, un presidente sin poder ejecutivo, diputados de trayectoria intachable que presentan su carta de dimisión. La política se ha convertido en un teatro en el que la charlatanería, tanto en los medios de comunicación, las instituciones y las redes sociales, es la táctica por todos utilizada. En líneas generales nuestra política nacional está desincentivando la confianza del ciudadano en las instituciones y la imagen del gremio político, la mesura, el raciocino y el sentido de Estado han sido sustituidos, entre otras muchas cosas, por la codicia, la hipocresía, la inmoralidad, el embuste y la calumnia. La vieja política con sus viejos políticos ha terminado, pero los viejos políticos no quieren dejar a su obsoleto sistema. Se aferran a la silla.

Al final, no podemos tolerar a que haya entre nosotros a un segmento de nuestra sociedad invisible, son legión y están aquí entre nosotros, ausentes e invisibles solo para los que no quieren verlos. No brindar un futuro adecuado a toda la población Saharaui, no es simplemente injusto, es exponencialmente estúpido económicamente hablando.

ABDALAHI SALAMA MACHNAN
15.07.19
sah_camaguey99[at]hotmail.com

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

5.7.19

Western Sahara: What's after breaking the ice?

By: Deich Mohamed Saleh

By the appointment of Ambassador John Bolton as Trump's National Security Adviser and declaring the new US strategy in Africa, it was clear that the US appears firm to break the stalemate and find prompt solution to the forgotten conflict of Western Sahara, as the man has long experience in dealing with the matter. The US direct contribution, through John Bolton, was crucial in pushing the two parties, Polisario front and Morocco, to return to the table of negotiations. Even the Kohler’s  momentum would not have had success without the US pressure on both the parties for more cooperation and on the UNSC members to support the Special Envoy.

But unfortunately, France supports Morocco's illegal occupation of Western Sahara and has been attempting to abort that hope.  It is disturbed by the US's new vision towards  Africa and its implication to arrange the situation in north Africa.  France fears of US support to self-determination as that would destroy its plans in maintaining these region under the old-fashion policy of domination. MINURSO's mandate of six months was against its will. It opposed including human rights monitoring in the mandate of the UN mission while the people in the occupied territories of Western Sahara are facing systematic repression by the Moroccan police and army forces. It also encouraged illegal exportation and exploitation of the natural resources of the territory of Western Sahara by involving the EU to sign accords with Morocco including the territory. It objects any role of the AU on the peace process as the bloc has asserted its crucial contribution in resolving the question. Ultimately, France's method of obstructions was behind Horst Kohler's quit last May.

Kohler's resignation returned back the ball to the UNSC goal, putting its credibility  at stake again and the future of the conflict in the dark. The US is the one which has to respond on the fact  that made the Council takes the stick from the middle again, as it has started an optimistic process which should reach its end!

The question of the non-self-governing of Western Sahara is on the UN agenda since 1963 and the conflict dates back to Spanish colonization. Spain left down its promise of the process of decolonization in 1975 with complicity of France , to allow Morocco to invade the territory despite of the UN and the OAU(AU now) calls. After 16 years of war, the Kingdom  of Morocco signed in 1991 the UN-OAU Settlement Plan for referendum of self-determination. Now it rejects the referendum after being convinced that it leads to the independence of the Territory. The Polisario Front (Frente Polular  para la liberación de Sagui el Hamra y Río Oro) has fought for the right of the people of Western to self-determination.

The UNSC double-standards in dealing with the question of the non-self-governing territory of western Sahara would not thread the needle!. Around 28 years of examining the positions of both parties of the conflict (the Polisario Front and the Kingdom of Morocco) and of the UN Mission on the ground are sufficient to know which party obstructs the  efforts of International  Community!. How the UNSC allows to any kind of manipulation of a UN fundamental principle of peoples’ right to self-determination? Why is the UNSC blind to the crime against humanity committed by the Kingdom of Morocco while enjoying the sweet taste of plundering natural resources of the territory?

The Polisario Front has made the maximum concessions in order to create atmosphere for negotiations and to show goodwill in ending the conflict. It remained committed to the ceasefire and released all Moroccan prisoners of war. The people of Western  Sahara  endured living in harsh conditions in the exile, under repression in the occupied territories and in diaspora just because they have trusted in the International Community to carry out its promise of a fair and just solution. Saharawi Army for Liberation maintained the liberated territories of western Sahara always safe and stable and under control  despite Moroccan attempts of destabilizing the area by promoting drug trafficking .

On contrary, the Kingdom of Morocco rejects the referendum of self-determination. Morocco has been imposing tight siege on the occupied territories since its invasion of Western Sahara, where the saharawi citizens are subjected to daily suppression, intimidation and lack of free expression. Foreign observers  and media are banned from contacting with the people and they are exposed to expel for this reason. Hundreds of saharawi civilians and soldiers are still disappeared and scores  are in jail because of their political expression, some of them for life. Morocco challenged the UNSC by expelling the civil component of the UN Mission of MINURSO and consequently , its troops got out the berm in violation to the ceasefire agreement, in attempt to occupy Guerguerat an La Guera region. A 2700km-berm (sand wall) is dividing the territory, depriving  families from seeing each other, even the exchange of visits between families sponsored by UNHCR have  blocked by Morocco government since April 2014. Morocco is carrying out an unprecedented looting of the territory’s natural resources which some of its revenues directed to international lobbying groups to defend its claims of the territory.

There is great discontent among Saharawis about the lack of progress on the part of the UN to end their suffering. They accuse the UN Mission of instead of helping them in getting their legitimate right to self-determination and independence it connives with Morocco to extend the illegal occupation of their homeland. The Resumption of the armed struggle will be on the top of the agenda of the upcoming fifteenth Polisario Front's Congress which is convening by the end of this year. The participants will review the Polisario cooperation with the UN in case that it fails in achieving a just solution to the conflict based on the respect of the inalienable right of the people of Western Sahara to self-determination and independence.

The UNSC should proceed from the fact of coexistence of both the Saharawi Republic and the Kingdom of Morocco in the AU for just and durable solution of the Question of Western Sahara. By signing the AU Constitutive Act, Morocco pledged to respect the Saharawi Republic's borders internationally recognized. The Saharawi Republic is a full member of the AU and one of its founder states, therefore, its joining to the OAU ( now AU) was a consequence of Morocco's rejection of the Africans’ calls on organizing a referendum on self-determination in Western Sahara. The transfer of issue of Western  Sahara to the UN does not mean that the AU's decisions were wrong, but for concerting the efforts of both organizations to enable the people of Western Sahara to determine their own fate according to the UN Charter and Resolutions.

Peace, Maghreb integration and Sahel stability depend on a just solution to the Western Sahara issue based on the people’s right to self-determination and independence. If the UNSC is really concerned about peace and stability in the Maghreb and Sahel, it should give an end to the  Moroccan and French maneuvers to maintain the stalemate for ever. The UNSC should look to the future with new vision  that can guarantee peace and stability. Therefore, the  Saharawi Republic is able to play pivot role in the geopolitics and guarantee all international stakeholders interests.

Cheij Mohamed Saleh
mohcheij[at]yahoo.es
04.07.2019

--------------  This text expresses the opinion of the author and not of the moderators of the forum.
Share/Bookmark

20.6.19

LLORAR POR UN ESPEJISMO

por El Militante Lahaye.

 Nunca hemos visto tantos enviados especiales para celebrar un   referéndum de autodeterminación de un pueblo que tiene tantas resoluciones irrevocables e indiscutibles para este fin en la ONU y en el C.S., destacando  la más importante de todas “descolonización”. Hasta ahora nadie reconoce  la autoridad del ocupante sobre el territorio, afirmando así, que el único representante es el FPolisario.

Desde esta perspectiva más nítida que el agua, no hay duda alguna de que estamos delante de lo que se está tramando en la marmita de los grandes, los intereses y el reparto de las zonas de influencia.

Queridos Saharauis, no podemos estar siempre excluidos de los repartos, debemos exigir estar presente en todo lo que se cuece en nuestra zona, ya que hemos demostrado nuestra capacidad militar, política y nuestra voluntad en resolver el problema pacíficamente. Proporcionamos a las instancias internacionales todo el tiempo necesario para poner fin a esta interminable tragedia del pueblo saharaui, con todas nuestras buenas intenciones (liberación de los presos, la renuncia a muchos  de nuestros principios  e intereses, y el maldito cese el  fuego).

 No hay que buscar lo imposible, hemos otorgado a Marruecos la posibilidad de disfrutar  del pillaje de nuestras riquezas durante todo este tiempo, ya es hora de pensar en la dilación continua y la ineficacia de la ONU. Parecen cómplices en la demora del conflicto, transitaron momentos en que hubiéramos podido renunciar en dos etapas al maldito cese el fuego, pero no las hemos podido aprovechar en su tiempo. Actualmente, llorar por la demisión del enviado especial de la ONU, no nos devolverá el Sahara, que pasemos un día o un siglo, lo  hemos dicho al anunciar su investidura, será como los demás o peor, o será sobornado o bien disgustado,  porque encontró a una Francia muy determinada, que le acorralara el camino. De todos modos será lo mismo, la ONU nunca ha resuelto ningún problema hasta hoy, como hemos dicho hace años que seremos peor que  Palestina y que Marruecos no es Israel, no vamos a llegar a ninguna parte con estas políticas  baratas. El mundo ha cambiado, es cuestión de intercambio de intereses, o mejor dicho conflicto de  intereses y somos el cebo, y ahora más que nunca lo hemos vivido, y lo viviremos,  no obstante, los americanos han mandado a una súper delegación del  Senado y trató  con nosotros lo que trataron. El presidente Trump y su consejero Bolton (conocedor de la cuestión saharaui y a favor nuestro) han obligado que la prolongación  de la Minurso sea de seis meses para que este siempre en los corrales del C.S.  Cosa que nos entusiasmo, y hemos creído que íbamos a tener un avance significativo o tener un horizonte cercano o despejado para la solución nuestra,  pero  de repente los tiempos cambiaron,  empeorándose,  surgieron unos nuevos factores  en la situación internacional. Por lo que  se necesita un procedimiento diplomática (una Tabja) para  proteger los intereses de USA  y sus aliados en el oriente medio, entonces,  América requiere una coalición para enfrentarse a Irán y defender sus amigos del golfo, por lo tanto, necesita a todos los miembros del C.S. y sobre todo a  Francia e Inglaterra para su apoyo y los pretextos que se avanzaran por si habrá un nuevo conflicto. De aquí, incrementando  la compra marroquí de armamento por el valor de 1.200Mde $, llegaron a convencer al Sr Trump, rectificando sus amenazas (este conflicto no puede ser eterno, hay  que encontrar una solución rápida), sabiendo que la situación actual, tampoco es favorable a nuestro aliado (Argelia con sus manifestaciones), y ahora menos todavía, Marruecos ha aceptado  participar en el famoso “Trato del Siglo”, le acercara más al Sr Trump, para colar el reparto de Palestina, estará pensando en emprender unas escaramuzas, cosa  que  veremos en los próximos días  o  meses, es cuestión de tiempo. El enemigo aprovechara esta ocasión para implantar unas  maniobras para que las cosas se estancan más, o fundar otro evento que nos inquietara por mucho tiempo (político o militar).  Por lo tanto, hay que descartar en la actualidad,  una  decisión favorable de los americanos y por lo tanto de la ONU.

La ONU desde los primeros días ha estado a favor de Marruecos, pero nosotros tampoco concebimos algo que  podría expresar nuestra intención o determinación en emprender las armas  si no hay solución alguna o avance concreto.  Satisfacernos con las buenas intenciones  que no  aportaron  ningún avance sino en la mente de nuestros dirigentes, hemos despreciado las oportunidades de Gdim Izik  y la de El Guerguerat, bien que ahora tenemos la tercera oportunidad , la construcción de los nuevos muros que ni siquiera se mencionaron  en el informe del C.S.,  ahora no nos quedan sino dos alternativas:

1º-  Emprender las armas para arrebatar lo que nos quitaron por la fuerza, porque es la  única solución  viable en la ley islámica y en la ley del ser humano, no vamos a esperar a hasta que mueren todos los posibles votantes para que podamos dividir los próximos  sufragios  con los colonos. Esto debía de haberse hecho en los buenos tiempos (es la mejor y costosa).

2º- No tenemos otro remedio sino exponer a la ONU, la posibilidad de exportarnos o mandarnos bajo su cubertura a los territorios liberados o ocupados y no morir en el estanco de los campamentos,  que no son actualmente que un problema muy comprometido, debido a los problemas que surgen en cada momento, por la   delincuencia y el paro de la juventud que no tienen trabajo ni medios para afrontar la vida cotidiana. Añadiendo  el problema de nuestro mejor aliado que Dios le salve.( perspectiva  de  “Saharauis Indignados 2013”) (menos costosa, bien que peligrosa).

En el primer caso, está más claro que el agua, no hace falta darle más explicación, será una guerra destructiva para el enemigo, y en poco tiempo las revueltas o las manifestaciones de disgusto dentro de Marruecos. Más millones de dólares diariamente  que se gastaban para amortizar su economía degradada de antemano, se invertirán en la guerra, y provocara  expansión  de manifestaciones,  sabiendo que podemos sufrir los primeros días unos ligeros reveses, por la demora del tiempo de espera y por los difíciles  hábitos vividos de la guerra.

En cuanto al otro  caso: Si echamos un vistazo a la situación actual en los campamentos, sobre todo  la dificultad económica, para poder subsistir con las condiciones que tenemos, se puede señalar que es más que un  sacrificio.  Desde aquí es  mejor que pasemos a nuestros territorios liberados desde El Guerguerat hasta Mijec, y asentar un campamento allí, en cuanto a los puertos para transitar los víveres, será por Nuadhibu o por La Guëra. Cosa que, cerraría el paso a las caravanas  marroquíes o disminuirlos por lo menos.  Hemos perdido más de 25 años sin avanzar en cuanto a estructuras internas, estamos gastando en la nada, nos hacen vivir o nos obligan  a gastar lo que tenemos, (en el vacío). No podemos vivir en un mundo de fantasías sin tener medios para ello.

 En  cuanto a la situación de los territorios ocupados, la determinación de los pobres militantes que se enfrentan diariamente con el ocupante pacíficamente (manifestaciones, enfrentamientos sin armas etc…). Podemos deducir que, al incrementar la cantidad de los Saharauis y sobre todo jóvenes, mujeres, y ancianos determinados a enfrentarse con los colonos, reclamando todos los derechos de la vida, y en poco tiempo, se desarrollara a más, obligando así al ocupante de  retroceder y de buscar una salida digna (económicamente).   Las revueltas ya explotadas dentro de Marruecos que seguramente estallaran de un día a otro, le pasaran factura o mejor dicho su fin, porque los marroquíes están ya hartos de tanta pobreza e injusticias. La coalición de  todos los Saharauis,  parte en los campamentos, otra  parte en los territorios ocupados, formaremos una fuerza que podría destabilizar  la situación y ponerla a nuestro favor, seremos una mayoría, obligaremos el derecho al trabajo, a la manifestación, (consideración social, económico, laboral, salud etc…). No olvidemos que contaremos  con todos los Saharauis en la zonas ocupadas de nuestro territorios en los años 1958, como otro argumento, desde allí, podemos decir que seremos una buena concentración de gente determinada  a luchar pacíficamente para liberar no solamente el Sahara de los 75 sino el Sahara de los 58, que será otro gran problema para el ocupante. Indudablemente que habrá cerca  de un millón de Saharauis  y podemos emprender nuestra lucha pacífica con nuestros hermanos dentro de los territorios ocupados, seguramente, seremos un problema que se tomara en cuenta, no solamente por Marruecos sino por Francia que no querrá perder su lacayo en la zona, de esta manera, se hallara una solución definitiva para el Sahara en un tiempo  limitado.

Si seguimos apostando por  la ONU, será nuestra disolución con el tiempo, pasaron más de 43 años con el derecho en la mano y con las bellas resoluciones de la ONU y del C.S., pero no aportaron nada sino la miseria de nuestro pueblo y la degradación personal  de nuestra entidad delante de nuestros vecinos, nuestro valor se está esfumando, y nuestra unión lo está cada vez más. Así que dejan los sabios pensar y tomar decisiones más inteligentes en vez de unos oportunistas  que no buscan nuestra independencia sino su comodidad, intereses egoístas o tribales.

No podemos estar esperando que se desvanecen nuestros esfuerzos y nuestras hazañas a cambio de unas buenas  intenciones  o promesas de la ONU, que desgraciadamente no acarrean a ningún paraje, solo a sepultarnos  vivos en nuestras miserias, alejándonos de la realidad natural de la solución lógica de los conflictos (lo que se quito por la fuerza, por la fuerza  se arrebata).

Somos los únicos responsables de este labirinto sin salida, por varias razones, entre ellas, nuestros dirigentes que han sido engañados por: la ONU (buenas intenciones) por una parte, y por otra, sus intereses personales, materialistas y tribales, y no nos queda sino contar con  nuestra determinación en ensanchar nuestros rangos y poner encima de todo,  la entidad y la unión que son los únicos garantes de nuestra existencia.

Hermanos Saharauis, los que emprendieron la guerra están aún más que  determinados, decididos  para terminar el pacto  que nos hemos puesto, y prometido a nuestros mártires, que no es otro que devolver nuestro pueblo a sus hogares, libre e independiente. Bien que hemos vivido unas  décadas  llenas de injusticias, infracciones, tribales que nos obligaron a emigrar otra vez por sus trates, pero somos  consientes que nuestros hermanos dirigentes, volverán a la razón (los principios y la  igualdad) para atraer a todos los que creen aún en esta idea, que no es otra que el compromiso del FPolisario,  la independencia total, “toda la patria o el martirio”.

El Militante Lahaye.
20.06.19
zemur5[at]yahoo.es 

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

26.5.19

SAHARA OCCIDENTAL: LA NOUVELLE PALESTINE DU MAGHREB!

par Maître Takioullah Eidda

En ce 26 mai 2019, une semaine après la démission de l’envoyé spécial du SG de l’ONU, sensé trouver une solution acceptable permettant au peuple sahraoui d’exercer son droit à l'autodétermination, force est de constater que la question du Sahara Occidental n'a pas avancé d'un iota depuis le cessez-le-feu conclu en 1991.

À l'instar de celui de la Palestine, ce conflit est en état de blocage hermétique sur tous les plans.

D'abord, la Mission des Nations Unies pour l'organisation d'un référendum au Sahara occidental (MINURSO) n'existe que par le nom. Renouvelée symboliquement pour une période de 6 mois, le personnel civil de cette mission fut expulsé par le Maroc le 20 mars 2016 et celui-ci persiste dans son refus du retour des membres expulsés, et ce, malgré les résolutions du Conseil de sécurité.

En outre, le Maroc a récusé le précédent envoyé spécial, M. ROSS, en lui a interdisant de se rendre dans les territoires occupés du Sahara Occidental; attitude méprisante qui a forcé l’émissaire onusien à démissionner dans une indifférence totale de tout en chacun.

Idem pour le SEPTIÈME (Hans [Manz], Khan, Jensen, Baker, Walsum, Ross  et Köhler) envoyé spécial de l’ONU pour ce conflit, M. Horst Köhler, qui vient tout juste de jeter son tablier! Hé oui, l'ex-Président allemand a suscité beaucoup d’espoir, mais au final, il ne fut «envoyé» que chez-lui, sans lendemain!

À qui peut-on imputer la responsabilité de ce drame sans fin? À l’Onu? Au Maroc? À la France? À l'Algérie? Pour le Polisario, c'est la faute de la France. Franchement!

Objectivement et rationnellement parlant, c'est plutôt de LEADERSHIP du F.Polisario lui-même qui est le seul et unique responsable, devant l’Histoire, de ce «cul-de-sac» dans lequel est séquestré le peuple sahraoui aujourd’hui!

Domestiqué par les privilèges individuels mercantiles et égoïstes de ses dirigeants gérontocrates, le mouvement (ou l’idéal) du F.Polisario s’en est trouvé paralysé et cloué dans le fauteuil roulant du processus onusien. Et le Maroc ne peut demander mieux! Comme Israël en Palestine, il dit, à qui veut bien l’entendre, au «diable les résolutions de l’ONU, les envoyés spéciaux, les casques bleus, les bla bla bla des Secrétaires Généraux de l’ONU et, enfin, au diable la justesse ou la légalité de la cause».

Alors, bienvenus à la nouvelle PALESTINE du Maghreb!

Devant ce constat, avec un processus onusien devenu caduque et l’intransigeance du Maroc, il ne reste pour peuple sahraoui qu’un seul choix: revenir à l’idée originelle; l’idée constitutive de son être en Algérie et justificative de son existence: l’abandon de l’accord de cessez-le-feu.


Maître Takioullah Eidda, avocat
Montréal, Canada  26.05.19



-------------- Ce texte exprime l'opinion de l'auteur et n'engage pas les modérateurs du forum.
Share/Bookmark

12.5.19

F.POLISARIO: DE ZOUÉRATE EN MAURITANIE LE 10 MAI 1973, À TINDOUF EN ALGÉRIE LE 10 MAI 2019, CIRCULEZ, IL N’Y A RIEN À VOIR!

par Me Takioullah Eidda

Des voix, nouées de sanglots, se lèvent aujourd’hui, le 10 mai 2019, pour célébrer le 46ième anniversaire de la naissance du Front Populaire de Libération de Saguia El’Hamra et de Rio De Oro (F.Polisario).

Je veux bien! Mais, soyons en peu francs, lucides et surtout objectifs.

Né à Zouérate, en Mauritanie, ce mouvement n’a, en fait, RIEN de positif à célébrer en ces 46 ans d’existence, autre que la misère endémique du peuple sahraoui, dont la volonté et l’aspiration légitimes furent CADENASSÉES à TINDOUF en Algérie.

On est donc loin, très loin du Sahara Occidental!

Dévié par des novices, devenus commerçants sans conscience, de son NOBLE trajectoire, soit la libération du Sahara Occidental, le Front Polisario n’est plus aujourd’hui qu’une chimère, transformée en obstacle à la volonté originelle du peuple sahraoui: assoir ses aspirations légitimes sur son territoire par la lutte armée, conformément au pacte scellé par le sang avec ses martyres.

Me Takioullah Eidda, avocat
Montréal, Canada.
12.05.19
eidda.avocat[at]eidda.ca


-------------- Ce texte exprime l'opinion de l'auteur et n'engage pas les modérateurs du forum.
Share/Bookmark

3.5.19

Dualism

 by Nafaa Mohamed Salem

Although weaned on capitalism as a western orientated nation, the 2019 Spanish election revealed that a huge chunk of the electorate rejects capitalism and harbours tendency toward socialism, while another big chunk do not crave real democracy and go for a more nationalist regimes. Democratic practices and liberties gained seemingly precedence over blind loyalties to chauvinism and nationalism.

Despite the shaky political system, which has been scraped by considerable public bitterness, the deep state has survived, remained functioning, and with little change. In this context, although Socialist Workers’ Party powerful barons left the political arena, its hierarchy still includes established politicians and the Party old apparatus remains the same with Felipe Gonzalez and Zapatero as influencers maintaining a foothold in the party’s foreign policy.

No doubt that Socialist militants support for the Saharawi cause is meritorious. However, the Socialist leaders treat the Saharawi question differently and they  contemptuously challenge their militants by doing the opposite of what they intend to accomplish.

Though Felipe Gonzalez and his band, who advocate for democratic practices and liberties, declared their hostilities and rejection to a “choice” for an independent Western Sahara , the militants of the Socialist Workers’ Party, with circumscribed powers on important issues, failed to digest the serious consequences of their baron’s posture and responded with rhetoric rather than with a defined action that could decidedly counter the egregious mistake and glaring error, allowing, thus, the political judgements of that band  to naively override their principles.

As there is assuredly much more to be said about this moral and ethical dualism on Western Sahara, both for it and against it, this matter has scantily scratched the surface of the Socialist foreign policy plans. We hope that the new political scene bring this chunk of the Spanish people out of their restrained stupor and that the new victory in election stir the Socialist  leadership to come forward and finally respect the choices of their militants and their honest opinions.

Nafaa Mohamed Salem
 03.05.19
nafaasalem[at]yahoo.com

--------------  This text expresses the opinion of the author and not of the moderators of the forum.
Share/Bookmark

29.4.19

EL CAMINO RECORRIDO

 por Dr: Emboirik Ahmed

La firma del alto al fuego y la aceptación del Plan Baker, colocó a los saharauis en un escenario de guerra de cuarta generación que desplazó el teatro de operaciones de un enfrentamiento directo en el campo de batalla, a un nuevo escenario donde el factor psicológico y la propaganda adquieren el papel principal para conseguir, la mayor parte de las veces a través de campañas sistemáticas de desinformación y manipulación, objetivos de control social, político y militar, sin utilizar la confrontación armada.

En este marco la proliferación de sutiles argumentos que cuestionan la profundidad estratégica del nacionalismo saharaui, pretenden arrastrar el debate a territorios políticos estériles pero siempre peligrosos que nada aportan a la consolidación del proceso de Liberación Nacional Saharaui.

Con este articulo, extraído de un trabajo anterior, pretendo señalar la irreversibilidad de la lucha del pueblo saharaui, que no es un producto tribal ni nació hace escasas décadas. El compromiso activo y sincero debe constituir el alfa y el omega de todo patriota, para llevar a buen puerto esta digna empresa y no entregar a nuestros hijos la incertidumbre como futuro.

La historia de la resistencia anticolonial Saharaui es una expresión del sentimiento de colectividad con un territorio, lengua, religión…, que se reactiva automáticamente ante la existencia de un peligro exterior. La historia del Sáhara se entiende y explica sin tener que recurrir a simpatías o adhesiones a ningún país extranjero, sea este Marruecos o Mauritania. Existía un pueblo con conciencia de pertenencia y dominio territorial que no estaba en el marco de otro Estado, ni se justifica su existencia por el concurso de agentes exteriores.

Podemos constatar tanto en el año 1970 como años después, con la creación del Frente Polisario, que la respuesta popular de apoyo a esos movimientos no es consecuencia de una ardua, dura, larga y difícil labor de proselitismo, sino que la respuesta en ambos casos fue inmediata, amplia y generalizada, lo cual evidencia que en el Sáhara Occidental, a pesar de estar ocupado sucesivamente por dos potencias extranjeras, el concepto de nación y de nacionalidad propia y diferenciada está profundamente asentado en el pueblo. Cuando afirmamos esto, no negamos la importante labor de las respectivas organizaciones en el encuadre y dirección del proceso, sino señalamos que sin la existencia previa de factores primarios como la etnicidad, la lengua, la religión, el territorio, y factores reactivos en la búsqueda y defensa de la identidad nacional, el proceso se enfrentaría a ciclos temporales diferentes, y no reflejaría la potencia hegemónica del nacionalismo saharaui desde su inicio. La propia ocupación española y la posterior agresión de los países vecinos jugaron un papel en ese asentamiento, consolidando y reavivando el perfil de nación, creando nuevos símbolos que fortalecen aún más sus raíces.

Dominados por una nación extrajera que había definido y trazado los caminos a seguir con una visión y prevalencia de intereses foráneos a cualquier precio, los nacionalistas Saharauis consideraron necesario comenzar a definir un camino nuevo. Al no existir grandes desequilibrios sociales ni profundas distancias económicas, se facilitaba ese tránsito para consolidar la identidad nacional. A diferencia de las sociedades vecinas donde la complejidad social era más evidente, con sus emiratos, sultanatos, cofradías, tribus, el nacionalismo Saharaui se enfrentaba sobre todo a un problema sociopolítico de importancia como el tribalismo, que podía significar un obstáculo real susceptible de ser empleado por el poder colonial al estar bastante arraigado en la mentalidad colectiva. Sin embargo, la lucha por la identidad, en este caso, al no existir esas distancias culturales entre los actores; una sola religión, un único idioma, un solo colonizador, se facilitaba esa lucha ya que todo Saharaui se reconocía en el otro. Sáhara Occidental es para el nacionalismo una realidad única, en su diversidad, que no guarda ningún tipo de analogía con el colonizador. En el despertar de ese nacionalismo de forma organizada, sin que la Administración tuviera conocimiento, se puede apreciar la existencia de elementos de ligazón social preexistentes, muestras de un devenir social de larga duración. Se comienza un largo recorrido partiendo de una identidad sólida y cohesionada que se considera propia y ampliamente compartida, y que por ello no hay que hacer un gran esfuerzo para definirla.

El hecho, además, de ser reivindicada por países vecinos, potencia aún más los mecanismos sociales de autodefensa facilitando y acelerando el proceso de cohesión social y auto identificación, confirmando lo que Enrique Ubieta define como “La lucha política de liberación nacional y la lucha cultural de autoconfirmación nacional”. Esos nuevos síntomas, no significaron una ruptura que diera paso de forma inmediata a una nueva realidad política, pero sí dio sustento suficiente a una nueva forma de contemplar la situación. Es verdad que en el curso de dos generaciones la sociedad nativa “no se había estratificado a través de clases profesionales y gobernantes relacionados con los medios de gobierno y producción”, pero sí se sintieron capaces de elevar sus reivindicaciones y luchar por el autogobierno sin tutela del Estado español como hasta ese momento. El nacionalismo, como reconoce la propia administración española "es prácticamente imposible de detener”.

Desde ese momento la voladura de todos los puentes de diálogo propicia un escenario en donde la presencia colonial constituye un elemento perturbador, en especial para los jóvenes y las mujeres. Se exige que salgan del territorio al considerar que ya disponen de los elementos legales y legítimos necesarios que permiten argumentar, sólidamente, la utilización de métodos no empleados con anterioridad sin que se arriesguen a ser condenados por ello. Todo pueblo colonizado tiene el derecho a utilizar cualquier medio a su alcance para revertir esa situación y acabar con la situación colonial rechazada por las Naciones Unidas.

Se comienza la búsqueda de un proyecto de futuro y de un instrumento capaz de ilusionar a la población y les incite a la acción. Este proyecto, en gran medida, está representado en la negación del colonizador y su cultura, por eso la búsqueda no mira hacia el futuro, donde se puede compartir proyecto con el colonizador, sino hacia el pasado donde se piensa existe una argamasa con la que fundar los cimientos culturales que sean la base de argumentos del presente, capaces de unificar a la población y darles un orgullo diferenciador .Esta fue una fase importante para el movimiento, que tiene que ver con articular el discurso con el que se pretende desafiar al adversario. Es más importante de lo que hasta ese momento la sociología política había creído, pues el discurso es un instrumento para convencer y para incitar a la acción. Si los diferentes eslabones de ese discurso no están bien construidos de manera que conecten con la imagen, anhelos y posibilidades, no hay diagnostico de la realidad a cambiar ni la necesaria dosis de confianza de quien es sujeto del cambio y de la alternativa posible para dar credibilidad a la acción colectiva.

El año 1973 es el año de la síntesis para el nacionalismo saharaui. Se enfrenta abiertamente a los cuestionamientos esenciales de los elementos constitutivos de su situación de subordinación colonial, rompiendo las resignaciones que pretendían amoldar su existencia a un sentimiento de impotencia e irreversibilidad frente al poder colonial. De esa reflexión nace un nuevo sentimiento de autoconfianza que les permite apropiarse de la seguridad política necesaria para pensar desde la propia subjetividad, como una acción y un reencuentro colectivo. Las manifestaciones de rebeldía del pueblo saharaui, muestran al país ocupante la imposibilidad de colonizar esa subjetividad.

El debate excluyente del “ustedes y nosotros” adquiere para los Saharauis una dimensión real porque se adueñan del “nosotros” como un acto de reivindicación política que los iguala a quienes tienen la fuerza material para poseer su tierra y su país. El Saharaui, nunca tuvo dudas sobre sus diferencias con la colonia española, pero ahora se instala en una categoría superior al periodo anterior, al interiorizar y categorizar intelectualmente esta relación. No está de acuerdo con la hegemonía intelectual que impulsa España, que ha empleado a fondo todos sus recursos a través de distintos medios de aculturación.

Se comienza a indagar en el pasado para elaborar un discurso nacionalista con raíces históricas autóctonas, buscando los elementos originales que diferencien la realidad Saharaui de los países limítrofes. Se revaloriza en esos años la lucha de los antepasados contra la penetración colonial y el tipo de organización tradicional que, aunque tenían una base tribal, mantenían su carácter asambleario en la toma de decisiones. Se recuperan todos esos valores tradicionales que ahora pasan a ser argumentos políticos, en un intento de recuperar y reforzar la “personalidad perdida”.

En ese primer periodo de reconstrucción del movimiento nacional, fue prioritario realizar una búsqueda exhaustiva de los valores culturales del pueblo Saharaui que lo identificaban como una entidad, que a pesar de su sincretismo, constituía una entidad única y particular. En definitiva, se buscaba reafirmar y resaltar esa particularidad como un elemento diferenciador que señalara y constituyera los lindes, en el interior de los cuales se reconociera y se protegiera frente al otro, es decir la Administración española, Marruecos y Mauritania . (1)

La música, la poesía, el baile, la vestimenta, las creencias religiosas, en definitiva la cultura Bedan (2), unida al rechazo sistemático de la colonización y sus estructuras, fueron los elementos empleados para crear ese sentimiento de pertenencia, esa mentalidad de comunidad con lazos identificativos compartidos y con un proyecto de unidad que permitía comprender que tener conciencia de la propia cultura era también tener conciencia de la identidad, de la integridad territorial y política del grupo.

Era necesario articular y fortalecer un sentimiento de originalidad cultural, sobre bases nuevas, autóctonas. Retornar a las tradiciones y mecanismos afirmativos de un pasado glorioso e independiente, como negación y rechazo a la subordinación colonial y como llamada a una rebeldía creativa que condujera a una situación natural representada en el Estado Saharaui, ya que se contaba con una uniformidad cultural en el país. Ese proceso de exaltación de los valores culturales propios, diametralmente opuestos a la nación administradora, establece una relación con la lucha misma, porque ese marco general de resistencia, define en gran medida el devenir cultural del grupo, creando una nueva conciencia que, aunque surge de raíces sociales profundas, dan nacimiento a un concepto más amplio de libertad donde los Saharauis interioricen que pueden vencer y que esa victoria los redime de la traumática experiencia de junio de 1970. Se intentaba elaborar un discurso con un nuevo lenguaje cuyas palabras fuesen las raíces históricas del país y cuyos signos de identidad se establecieran tanto “basándose en los rasgos comunes, como en las diferencias perceptibles”. (3)

La lucha por el patrimonio cultural consolida y reafirma el sentimiento de pertenencia de los Saharauis a una comunidad ancestral, estimulando la conciencia de identidad de pueblo con personalidad diferenciada como potenciador de la unidad y la integración. Es por esa razón que se hace necesaria y prioritaria la labor de preservación de los elementos básicos de identidad cultural “que suelen ser los que proporcionan valor para la resistencia o la defensa”. (4)

Este moderno nacionalismo emergente, que se sostiene en origen sobre un pacto basado en la asunción consciente de una herencia común unificadora y la lucha sin cuartel contra la tribu como base de legitimidad del poder político, no acepta la construcción de la nación sobre el concepto tribal de la identidad y, por lo tanto, se deben buscar las bases de una nueva cultura nacional, teniendo en cuenta el pasado, la tradición y los valores consuetudinarios del pueblo Saharaui pero proyectándolos hacia el futuro. En otras palabras, la tradición y los valores del pasado no pueden nunca ser un obstáculo para el avance y el progreso de la nueva nación cuya existencia peligraría gravemente si no se moderniza social, económica, cultural y políticamente. Con esta forma de pensar, rompe moldes antiguos, en busca de una identidad genuina y original, que no es otra cosa que la génesis, el espíritu y el sentimiento nacional en expansión. El desarrollo de los acontecimientos evidencia que los saharauis con su lucha en el año 1970 y sobre todo con la creación del Frente Polisario y el enfoque de su lucha acertaron en la construcción de un marco propio para la acción colectiva.

Uno de los grandes logros del pensamiento y de la acción en empatía con las corrientes liberadoras que atravesaban, en ese momento, el continente africano y el mundo árabe, fue abrir una nueva perspectiva nacional de cuestionamiento y lucha contra la presencia colonial, asumiendo que la construcción nacional no puede tener basamento en los reducidos límites de la tribu, cuyas actitudes condicionadas, conducen a la exclusión del otro y a la pobre voracidad de unos ridículos y caducos linajes que no tienen, en el presente, otra justificación social e histórica que unos ascendentes, muchas veces imaginarios e interesados, reproducidos por el colonialismo y alimentado por sus herederos frente al empuje de un nuevo concepto de ciudadanía, como necesidad histórica irreversible, impuesto por la lucha generacional, la reflexión anticolonial, el progreso, el conocimiento y la praxis política.

El factor Sáhara tiene elementos en sí mismo objetivos que lo gradúan y califican como nación, que no son reconducibles y lo convierten en una unidad autónoma per se más allá de la existencia de cualquier movimiento de emancipación.

-------------
(1) Con este último país, por las similitudes culturales y la historia compartida, esas fronteras se diluían creando simpatías y afinidades que se presumían valores estratégicos en el futuro; quizá por ello, en esos momentos el Polisario no contemplaba en su análisis la posibilidad de alineamiento de Mauritania con Marruecos, máxime cuando la monarquía alauita no había reconocido la soberanía de ese país, sino mucho después de obtenida la independencia.
(2) El espacio de cultura Bedan se extiende por el sur de Gulimin, todo el Sáhara Occidental, Mauritania, parte de de Argelia y parte de Mali.
(3) PANYIN HAGAN, G.: Nkrumah´s Cultural Policy, University of Ghana, 1985, p. 202.
(4) BÁEZ, F.: Historia Universal de la destrucción de los libros, Mondadori, Buenos Aires, 2005, p.73

Dr: Emboirik Ahmed
tn2502565[at]gmail.com
29.04.19
-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

25.4.19

Missed opportnity

 by Nafaa Mohamed Salem

Multiple and frequent misachievements have been taking place in formal Spanish deal with the Western Sahara question where successive governments , whatever their political leanings, failed to help solve this problem where politics took extremist directions, and the entire state institutions, with varying sincerity and commitment set out therein, performed poorly, paying a lip service in the best cases.

In few words, the performances of Spain have been disappointing, and this attitude risks to undermine the legitimacy of its official compromises to Western Sahara and to the Saharawis by prioritizing slim economic returns rather than its public engagement.

Today, we observe the emergence of a new type of political parties and tendencies, which represents a challenge for the Spanish politics’ mediocrity and its zigzag nature. This dysfunction has led so extremely to the birth of new identities from extreme right to extreme left headed consecutively by Santiago Abascal and Pablo Iglesias.

In other words, this historical shift has opened the way to a very controversial electoral debates, dividing the Spanish society in a clash of values and ethical judgments. As a consequence, these identities will substantially transform functions, powers and roles of national and local governments and policy-makers. The main consequences of this parallel shift are in terms of deviation from traditional sources of governing (socialist and Popular parties). Even tough they are not likely to win, they will be absolutely key to form coalitions.

As it was predicted, the pre-election debate has centred on fiscal and financial policies, labour standards, environmental regulations, feminism, taxation and, of course, corruption.  But sadly, almost nothing was said on foreign policy and more importantly no single word was pronounced on Western Sahara.

Now the campaign is over. No constraints were made on the candidates and the voters were left aside. Hence, we failed, once again, in our primary mission, that is to re-introduce the question of Western Sahara in the heart of the Spanish politics and to involve its makers in an electoral broadcasted campaign commitments and have them express publicly their attitudes.  another opportunity is missed.


Nafaa Mohamed Salem
 25.04.19
nafaasalem[at]yahoo.com

-------------- This text expresses the opinion of the author and not of the moderators of the forum.
Share/Bookmark

9.4.19

Venus asediada por la moscas electrónicas

 Por Lehdía Mohamed Dafa

Un encuentro de jóvenes mujeres saharauis, a finales de abril, organizado por la Liga de Estudiantes y Jóvenes Saharauis en el Estado Español, (LEJSEE) ha suscitado violentas reacciones en amplios sectores de la comunidad saharaui.
Como viene ocurriendo cada vez que lo que se dice se sale del guión oficial y cansino de la mitología en torno a la mujer saharaui, una legión de “moscas electrónicas”(1) salen a zumbar con argumentos cargados de ira y misoginia, pero ayunos de razón. Esta vez, el centro de la diana de los ataques ha sido el logo del evento. La imagen del cartel son tres mujeres una de las cuales, ¡oh blasfemia! no lleva melhfa. Pero lo que ya ha desquiciado completamente a los moscardones ha sido la cruz que “colgando” de un circulo, representa un símbolo feminista y que también lo es del sexo femenino en general. Desde una profunda ignorancia, no exenta de soberbia, una y otra vez se reafirman en un coro de zumbidos que la cruz (símbolo del sexo femenino) es una representación del cristianismo, y que esto es el colmo de la occidentalización en el que se encuentran sumidas las mujeres saharauis en el extranjero, que ya no respetan ni la identidad saharaui, ni lo que es mas grave, su fe en el Islam. Y eso, a pesar de que muchas mujeres y algunos hombres han intentado explicarles, en vano, que el círculo con una cruz invertida debajo es anterior al cristianismo, que data de las antiguas civilizaciones faraónicas, denominándose “cruz ansada”,"llave de la vida" o "cruz egipcia"; que también, en muchas regiones de África aparecen las muñecas “ashantis” de la fertilidad, que tienen esta forma de cruz; y que además, es la representación del símbolo astrológico de Venus, el símbolo alquímico del cobre, y es el símbolo del sexo femenino y por extensión del feminismo. ¡Pues no ha habido manera!


Muchas jóvenes saharauis se están viendo obligadas a insistir una y otra vez en la necesaria y conveniente diversidad que debe tener la sociedad saharaui, como cualquier otra, y que por ello, no se puede tolerar el dedo acusador y la estigmatización de las mujeres sin melhfa, a las que ademas se juzga, con el mayor descaro, que han perdido hasta su condición de saharauis. Siguen obsesionados con nuestros cuerpos y su veladura, asociando esta al buen creyente, al honor familiar o a la tradición. Es el delirio de la intolerancia y la ignorancia.

La Liga de Estudiantes y Jóvenes Saharauis en el Estado Español no ha podido soportar el peso de las críticas y la censura, y ha emitido un comunicado donde anuncia su intención de rectificar el logo de la discordia, intentado así reparar el daño causado. Alegan que lo mas importante para ellos es mostrar su disposición al servicio de la causa nacional. Llegados a este punto, no podemos olvidar que esta organización, al igual que las más de 75 registradas en los campamentos, los territorios ocupados y la diáspora, forman el entramado civil del Frente Polisario, que trata de encuadrar nada menos que a toda una sociedad bajo su férula. Mientras las distintas organizaciones no dejen de ser meros satélites del Frente para trabajar con libertad y autonomía por los ideales de una vida mejor de cada uno de los sectores que representan, seguiremos siendo un pueblo subyugado.

Ceder ante los ataques, la intimidación, el chantaje y la intoxicación de estos ejércitos de “moscas electrónicas” que patrullan las redes sociales y controlan algunos medios que presumen de independencia y progresismo, es claudicar en las aspiraciones de libertad y pluralidad. Necesitamos el oxígeno del pensamiento y la palabra libre, necesitamos aprender el andar de la tolerancia y el respeto, y las normas y la democracia harán el resto para asegurarnos un futuro como pueblo y como nación.

(1) Denominación acuñada en las redes sociales del mundo árabe, que se popularizó durante la crisis de Qatar, para describir el rol de los oficialistas e intolerantes, que bajo  perfiles anónimos siempre están al ataque ante cualquier idea o pensamiento crítico.

Dra. Lehdía M. Dafa
lehdia.m.dafa[at]gmail.com

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

6.4.19

LA MIGRACIÓN Y LAS REMESAS SAHARARUIS DESDE EL EXTERIOR


 por Abdalahi Salama Machnan

¿Cuántos inmigrantes saharauis censados oficialmente residen en el extranjero? 
 
La dificultad de la recogida de datos y las variables imprescindibles para una cuantificación fiable es bastante aventurada. Según las estadísticas del Ministerio de Zonas Ocupadas y Diáspora Saharaui estima que más de 40 000 saharauis han emigrado a países del Espacio Económico Europeo, Norteamérica, América del Sur, el Caribe y a otros Lares; una cantidad equivalente al 1,33% de la población actual (Estimación ponderada).

Partiendo de la importancia de las Remesas de los saharauis en el exterior (1), nos planteamos ¿Cuál es el peso de este colectivo en la economía colaborativa? Entendiendo por esta, como “el cajón de sastre”, donde coexisten acciones distintas, con una característica común: todas las iniciativas están basadas en las tecnologías de la información y comunicación, el conocimiento abierto, el consumo colaborativo, las finanzas compartidas y la producción colaborativa. La economía colaborativa procede de la expresión inglesa “Sharing Economy”, traducido literalmente: “Compartiendo economía”, si definimos Economía como la ciencia que busca satisfacer las necesidades humanas mediante los recursos disponibles que siempre son limitados.

A menos que creamos en nosotros mismos, nadie lo hará.
 
Dejando a un lado la situación del conflicto que lleva más de cuatro décadas; la retórica de la ONU ante la cuestión saharaui, por no decir, su incapacidad para aplicar el derecho internacional para la resolución del litigio. No obstante, y hablando francamente, los saharauis deberíamos estar agradecidos a este organismo internacional, porque gracias a la ONU nos hemos librado de todas nuestras ilusiones. Nos ha hecho comprender que, si necesitamos una mano amiga, la encontraremos al final de nuestro brazo. O sea, aquello que no hagamos por nosotros mismos, sin esperar nada de nadie, probablemente estaremos otros cuarenta años en el limbo del olvido, y viviendo un eterno brindis al sol. A menos que creamos en nosotros mismos, nadie lo hará: este, debería ser el nuevo paradigma de nuestro pueblo, es el consejo que debería seguir la diáspora saharaui para empezar a invertir en su territorio.

La reconstrucción de la zona liberada
 
Advertencias tibias, oídos sordos. Al menos por el momento. Los mensajes de muchos economistas saharauis desde hace mucho tiempo alertando de que ya es hora de coger la calculadora, hacer números, incentivar el crédito al consumo y pasar a los hechos tangibles inyectando liquidez para levantar infraestructuras elementales en las zonas liberadas. No será una tarea sencilla; ya que implica crear un fondo de inversión constituido por el aporte de toda la Diáspora Saharaui en el extranjero, y que este administrado por una Sociedad Gestora responsable de su gestión y administración, y por una Entidad Depositaria que custodia el efectivo y ejerce funciones de garantía y vigilancia ante las inversiones.

Al respecto seré más didáctico con la siguiente ilustración, pondré un ejemplo sencillo y práctico:
Si, los 40 000 censados en el exterior, hicieran una aportación mensual de 100€, tendríamos (40 000 x 100€ = 4 000 000€), al año harán unos = 48 000 000€.

Con esta recaudación inicial de: 48 000 000€, perfectamente se puede hacer lo siguiente:
  • Asfaltar las carreteras y caminos que van de las Zona Liberadas hasta el departamento administrativo de Rabuni y a la provincia argelina de Tinduf, con una población aproximada de 60 000 personas.
  • Asfaltar las carreteras y caminos que unen la zona liberada con el departamento administrativo y la mayor ciudad en el norte de Mauritania (Zuérat), con una población aproximada de 39 000 personas.
  • Construir un Bloque de viviendas en la zona de Birlehlu, de 100 unidades aproximadamente.
  • Crear un Red Eléctrica basada en el montaje de los paneles de energía fotovoltaica (Gigantes Placas Solares), produce el doble de electricidad que en muchos otros lugares. La energía solar— energía sostenible— tiene un impacto en la biodiversidad. Se trata de una nueva forma de cultura energética.
Para que la economía fluya, necesitamos confianza y seguridad jurídica.
 
Y eso, depende en gran medida de nuestra conciencia cívica y social, y de nuestras leyes. Por otra parte, actualmente tenemos un hándicap con relación a una dirección sexagenaria, de por sí, alérgica a los cambios. Debido a las políticas obsoletas y desfasadas en materia económica, —abandono total de las Zonas Liberadas—, dictadas a nuestros dubitativos gobernantes por la ONU, ha aumentado la desigualdad malogrando años de conquistas sociales. Esto ha creado un caldo de cultivo, donde los viejos caciques, el tribalismo galopante, el estancamiento de la causa y el egoísmo de algunos políticos corruptos amenazan la unidad y el porvenir de un pueblo implicado y dialogante. Y así, el horizonte de un espacio común de paz, prosperidad económica, bienestar, democracia, justicia social y desarrollo económico se desvanece. La economía que imponen los lobbies de Rabuni en detrimento de la ciudadanía, debe dejar de marcar el rumbo para dejar paso a un futuro de bienestar y progreso solidario; de lo contrario habremos cavado nuestra propia fosa.

Claro que no podemos esperar que nuestros políticos se encarguen de todo esto. Mejor aún; que ellos no se ocupen más de esto. Las políticas sociales hay que hacerlas con la gente, implicándoles a ellos, ser partícipes en su elaboración y en su puesta en práctica. La financiación será, a menudo, pública, porque hace falta el poder coactivo del Estado para recoger fondos. Pero no hace falta que la gestión sea pública: el tándem público– privado tiene mucho que decir sobre esto. Y para acabar, les recomiendo a nuestros políticos la lectura de una obra encomiable en materia económica, donde se demuestra que unas instituciones políticas con voluntad integradora que apoyan a instituciones económicas con carácter inclusivo resultan clave para una prosperidad sostenida. Se trata de: “Porque Fracasan los Países”, de los autores: Acemoglu y Robinson (2) ; en su obra plasman que dependiendo de las políticas que decida desarrollar un gobierno, acabará generando instituciones inclusivas o extractivas con independencia de su herencia histórica, de la zona geográfica en la que se encuentre, de la cultura, de los vecinos que tenga e incluso del clima imperante.
Aplicar políticas sensatas en las zonas liberadas, podría ser la llave de la solución del conflicto. Ya se han perdido más de cuarenta años en la cuneta, que deberían haber servido para levantar una infraestructura real y viable; los inversores se han cansado de esperar; todos pedimos a gritos estabilidad política y económica en las zonas liberadas; mientras que muchos ciudadanos siguen haciendo números para paliar la cesta de la compra del día a día en las áridas tierras de Tinduf, que ha subido más de lo previsto.

Al final todo va ligado intrínsecamente a la administración efectiva, a la gestión, a priorizar lo primero. La administración es disciplina, puesta en práctica.

ABDALAHI SALAMA MACHNAN
06.04.19
sah_camaguey99@hotmail.com

(1) Informe Remesas de emigrantes, sustento de familias y motor del desarrollo , PNUD
(2) En 2012, Daron Acemoglu, profesor de economía del MIT, y James Robinson de Harvard, publicaron un extenso libro con este título.

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark