10.2.19

El deshielo

El deshielo puede inundar a los que no sepan nadar. 

Esperemos que el deshielo del encuentro entre las dos partes del conflicto del Sahara Occidental sea continuo y sincero, veremos ese procedimiento, sabiendo que si no fuera la presión de los americanos, no tuviera este encuentro aunque sea bajo los auspicios de la ONU, pero también, el tiempo nos aprendió que no hay que fiarse de las buenas intenciones que han sido obligadas por la presión de USA, debido a un enfado del presidente Trump en persona y la diplomacia americana que está regida por los intereses económicos e estratégicos en el mundo; si miramos por ejemplo su caso con los aliados o el caso de Ghasunghji y Ben Selman, son los dos casos más importantes en las relaciones estratégicas de USA desde hace muchísimo tiempo. En cuanto a nuestra cuestión es más que aleatoria comparado a estos temas.

Si echamos un vistazo en los acontecimientos anteriores del encuentro, y lo que se cuece ahora
  • Marruecos hizo un compra de 1.200 millones dólares (armamento) de USA, esto es un paso muy generoso de su parte para indemnizar su atropello en las elecciones pasadas.
  • La esperada visita del primer ministro Israeli Natanyahu, y lo que conlleva, cosa que hay que tomar en cuenta en las próximos encuentros además del impacto pro-marroquí en el congreso americano o mejor dicho (el lobby Israeli), seguramente que el próximo encuentro sería muy diferente y acatara varios temas que se prologaran para años, cosa que no nos favorecerá, y seguramente nuestros interlocutores estarían obligados a ceder más terreno de lo que paso al firmar el maldito y traidor cese el fuego sin incluir los recursos naturales de nuestro territorio.
  • El reconocimiento de Marruecos al autoproclamado presidente de Venezuela Guaido, por ser de los primeros a seguir la política americana.

Todos estos acontecimientos podrían cambiar la atención o el interés de USA en solucionar rápidamente el problema Saharaui, o retrasarlo como ha sido siempre.

Por lo tanto en nuestro entorno no hace más que empeorar, debido a la ineficacia de nuestra política interior, para solucionar los problemas que surgen, como por ejemplo: la seguridad y la satisfacción de la población en corregir o el procedimiento adecuado de solucionar los problemas más esenciales y simples (trabajo, igualdad, permisos, intereses, etc..), en cuanto a la exterior , no te digo.

En las Wilayas, hay robos, droga, tribalismo, oportunismo, y ahora, quien dirige los proyectos, que normalmente están dirigidos para trabajar todo el colectivo Saharaui, mientras que ahora solo algunos lo están aprovechando como otras cosas que no vamos a señalar, no hay igualdad, no hay trabajo o algo para entretener a los jóvenes, como si no hubieran militantes para ocuparse de estos espacios, que son los más importantes para asegurar nuestra convivencia, nuestra unión y nuestra seguridad.

Como pequeños ejemplos, el enemigo está empezando a adentrarse en nuestra vida cotidiana, por el tabaco, la droga, desde hace años y ahora por la telecomunicación en las zonas liberadas, y el mercado que sale del muro de la vergüenza a los territorios liberados. Esto es el principio de la traición de todas las autoridades, están implicadas en esto, cosa que nos asegura que hay algunos que están sobornados por el enemigo y están con nosotros para después entregarnos como hicieron anteriormente en los 66, los 70 y los 75, forrándose de dinero a costa nuestra. Si la palabra traición ya no tiene sentido debido a las múltiples violaciones, es el plato diario de mucha gente inocente, que no hace sino buscar como abastecer a su familia, ya que no hay quien detenga los infractores. El ejemplo de la honestidad no es bien visto por todo el colectivo hambriento, hay que buscarse la vida de cualquier manera.

Donde queda nuestra doctrina, nuestra lealtad, nuestra fidelidad, nuestra entidad de saharaui conocida por el buen comportamiento de convivencia y buenos compromisos en nuestra lucha, donde esta nuestra cultura que nos destaco de los demás pueblos de la zona, donde están los militantes que nos aseguran el retorno de nuestro pueblo a su país, y que deben velar por nuestra seguridad, y dueños de nuestro destino.

Ahora en la próxima ronda, como dijeron se rompió el hielo (el deshielo), peor si no estás bien preparado te puede inundar, o como mínimo te puede encharcar (llenar de barro), espero que no caigan otra vez en las palabras y las buenas intenciones del enemigo o del mismísimo negociador de la ONU, porque todos han sido sobornados y desviados de su misión principal, que no sea otra que celebrar un referéndum libre y transparente de autodeterminación de un pueblo oprimido y olvidado.

Debéis pensar que Francia, España, Portugal y Marruecos han engañado a la CJUE, y lo pueden hacer con el enviado especial de la ONU como todos sus antecesores, sabiendo que hay un nuevo problema más importante que el nuestro (Venezuela), es el momento de barajar las cartas políticas y el reparto de los intereses entre los grandes, así que lo nuestro estará en el olvido otra vez, a menos que seamos rotundos en nuestra posición e obligar lo que queremos, no podemos tolerar que los Saharauis en los territorios ocupados sean siempre humillados delante de las narices de la Minurso sin ninguna intervención.

Nuestros políticos hacen de todos los eventos, una victoria, pero no quieren saber que los marroquíes son los más grandes engañadores que hay en el planeta, y saben negociar, manipular y tienen medios para ello, mientras que nosotros desde hace más de 43 años luchamos por una causa justa, legal y reconocida por todas las instancias internacionales CS, ONU, UA, etc…, y no hay ningún país que reconoce la ocupación marroquí, y aún con todo esto, no se puede solucionar el problema, ni celebrar un referéndum?

Queridos Saharauis no tenemos otra alternativa que la realidad y saber que solo debemos contar con nuestra voluntad y nuestra determinación en resolver de verdad esta nociva traba que nos implicaron desde hace décadas, no se puede cambiar la lógica por la diplomacia consumida que no aporto absolutamente nada para el pueblo Saharaui, hasta ahora, si el aliado de siempre esta de verdad determinado en terminar el tema del Sahara, será cuestión de días contados, o por lo menos dejarnos arrebatar lo que se nos quitó por la fuerza como lo hicieron ellos, no hay otra solución, sino esperar que los 75 000 saharauis censados desaparezcan para aceptar el nuevo censo que avanzara Marruecos y será una desastre, una humillación y una traición.

La lealtad, la fidelidad, la justicia, el coraje y la ejemplaridad son los únicos términos que nos hacen falta.

Que Dios nos bendiga y nos dé una victoria inesperada que no poseen sus súbditos y que exhibe a los traidores de nuestra causa.

El Militante Lahaye.
10.02.19
zemur5[at]yahoo.es

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

31.1.19

We are not in safe hands

by Nafaa Mohamed Salem

Are we conducting a peace process in Western Sahara, or are we, paradoxically, reconducting it to a new process of the conflict?

The Western Sahara settlement process has been put since the begining in Western hands. Despite the fact that so many years have elapsed, this process remains as never before ill-timed.

There is no need to delve into modern history and dip into its briefs to find out the kinks. These hands belong to countries which have not fought each other since 1954 and no interstate wars have been waged between countries in Western Europe since the end of World War II and of course no interstate wars have been brought about since 1945 between major developed countries anywhere in the planet.

This is to say that wars had been displaced away from the West and the richs into the poor nations where we, the Saharawis do really belong. It is logical, therefore, that we take this handling with a grain of salt.

Thus far and to the extent that the Western Sahara process develops in that direction, the greed of these powers may yet bring about an all-out war to the region.

Nafaa Mohamed Salem
31.01.19
nafaasalem[at]yahoo.com

--------------  This text expresses the opinion of the author and not of the moderators of the forum.
Share/Bookmark

23.1.19

El Acuerdo Pesquero UE Marruecos viola el Alto el Fuego firmado entre el Polisario y Marruecos

por Haddamin Moulud Said

En todos los acuerdos pesqueros anteriores a 2018, entre la UE y Marruecos, nunca se había fijado el límite meridional de la zona de pesca objeto del Acuerdo. La poco indisimulada inclinación de la UE hacia las tesis marroquíes, en el conflicto del Sahara Occidental, aconsejaba la vaguedad y la imprecisión en algo tan esencial en todo acuerdo, como son los límites geográficos de la zona objeto del acuerdo.

En todos los acuerdos pesqueros concluidos entre la UE y Marruecos, la zona de pesca objeto del acuerdo, siempre se ha dividido en dos zonas, zona norte y zona sur. Esta división es una herencia de los acuerdos pesqueros entre España y Marruecos.

Desde el año 1957, año del primer acuerdo pesquero entre España y Marruecos, no había tal división entre zona norte y zona sur. Sin embargo, a partir del acuerdo pesquero entre España y Marruecos del año 1979, España se ve en la necesidad de introducir algunas especificaciones, para no reconocer la soberanía de Marruecos más allá del paralelo 27°40', línea fronteriza entre el Sahara Occidental y Marruecos. La fórmula para salvaguardar esa posición política, creyeron verla, los negociadores españoles, en la división, en dos zonas, norte y sur, de la zona de pesca objeto del acuerdo (la división no se hizo por amor al Sahara Occidental, sino porque estaba en juego la delimitación de las fronteras marítimas entre España y Marruecos, en la parte adyacente a las Islas Canarias y, España no quería sentar un precedente). Tal división se hizo sin fijar, nunca, los límites meridionales de la mencionada zona sur, lo que, claro está, dejaba la posibilidad de pescar en aguas del Sahara Occidental, sin mencionarla.

Después de la adhesión de España a la UE, ésta pasa a negociar los acuerdos pesqueros con Marruecos y, ya desde el primer acuerdo, en 1988, aparece esta división de la zona de pesca y, nuevamente, no se citan cuáles son los límites meridionales de la zona sur.

Desde el acuerdo de 1988 hasta el acuerdo de 2013, los acuerdos pesqueros entre la UE y Marruecos, nunca han delimitado, con la debida precisión, cuáles eran los límites geográficos de la zona de pesca. El límite meridional de la llamada Zona Sura nunca fue especificado. En cambio, si establecía desde dónde comenzaba dicha Zona Sur, para cada tipo de pesca. Por ejemplo, se decía, “al sur del paralelo 29”. Es decir, se establece dónde comienza la zona, pero no dónde termina.

Esa imprecisión, era la interpretación técnica con la que la UE venía incluyendo las aguas del Sahara Occidental en los Acuerdos concluidos con Marruecos, sin citar el nombre del territorio. Y tal es la razón esgrimida por el TJUE, el 21 de diciembre de 2016, al anular la sentencia de 2015 que anulaba los Acuerdos con Marruecos. Es decir, para el tribunal, el Sahara Occidental no está dentro del ámbito de aplicación del acuerdo, puesto que no aparece citado como tal parte integrante del ámbito de aplicación.

Desde el año 2012, el Frente Polisario, viene acorralando a la UE. Y ésta ha terminado, ahora, pronunciando aquello que se ha negado a pronunciar desde 1988. Es decir, la UE, no ha tenido más remedio que mencionar el nombre del Sahara Occidental, en los acuerdos con Marruecos, y lo ha hecho incluyendo, expresamente, el territorio y sus aguas, en el ámbito de aplicación de los acuerdos con Marruecos.

Pero las consecuencias van más allá, quizás, de lo que habría querido la UE. El Acuerdo Pesquero publicado en el DOCE, aún pendiente de aprobación por el Parlamento Europeo, pero ya adoptado por la Decisión (UE) 2018/2068 del Consejo, de 29 de noviembre de 2018, relativa a la firma, en nombre de la Unión, del Acuerdo de colaboración de pesca sostenible entre la Unión Europea y el Reino de Marruecos, de su Protocolo de aplicación y del Canje de Notas adjunto al Acuerdo, constituye una violación del Acuerdo Militar N°1, firmado entre el Frente Polisario y Marruecos, bajo los auspicios de NNUU.

El Acuerdo pesquero entre la UE y Marruecos, en su artículo primero, letra “h”, establece:
h. «zona de pesca»: las aguas del Atlántico Centro-Oriental situadas entre los paralelos 35° 47’ 18'' Norte y 20° 46’ 13'' Norte, incluidas las aguas adyacentes del Sáhara Occidental1, que cubren el conjunto de las zonas de gestión; esta definición no afectará a las posibles negociaciones sobre la delimitación de las zonas marítimas de los Estados costeros ribereños de la zona de pesca ni, en general, a los derechos de los Estados terceros;
La novedosa precisión y concreción en la delimitación de los límites meridionales de la zona de pesca, es muy susceptible de provocar el reinicio de las hostilidades entre el Frente Polisario y Marruecos.

El muro marroquí, que se considera, según los acuerdos militares entre el Polisario y Marruecos, como línea divisoria, desemboca en el atlántico, justo en el paralelo 21°22'17''. Desde este punto hasta el paralelo 20°46'13'', fijado en el Acuerdo como límite meridional de la zona de pesca objeto del acuerdo, hay 74 kilómetros de costa atlántica, donde el Polisario tiene libertad absoluta de acción.

Es decir, la UE, ha incluido las aguas adyacentes a 74 kilómetros de costa, la llamada Península de Cabo blanco, que están fuera del control de Marruecos. Insistimos. Marruecos ejerce su control, sobre las aguas saharauis, sólo hasta el paralelo 21°22'17''. Sin embargo, la UE, ha ido más allá y le ha reconocido autoridad, ahí, donde los Acue

rdos Militares, establecidos bajo los auspicios de NNUU, otorgan el control de la zona al Frente Polisario. O, dicho en otras palabras, las costas exteriores de la península de Cabo Blanco, quedan bajo control del Frente Polisario, según la división establecida en el Acuerdo Militar N°1, auspiciado por NNUU, (las costas interiores son territorio mauritano). Sin embargo, la UE, en abierta violación de los Acuerdos Militares, ha incluido dichas costas en el acuerdo pesquero con Marruecos.

En la península de Cabo blanco es común ver a unidades del Polisario patrullando aquella zona. De hecho, a principios de diciembre de 2016, el propio Secretario General del Polisario, apareció en aquellas costas, sin que la ONU haya dicho, en ningún momento, que tal acto constituya una violación del Alto el Fuego.

Y haciendo caso omiso a lo establecido en los Acuerdos Militares auspiciados por NNUU, la UE, acaba de incluir, toda la península de Cabo Blanco, dentro del ámbito de aplicación del acuerdo pesquero con Marruecos. Así, lejos de trabajar en aras de la paz y la seguridad, la UE, está animando a la guerra. Hay que recordar a la UE que, en agosto de 2016, Marruecos intentó traspasar el muro en aquella misma zona. Y que tal acto, estuvo a punto de producir la vuelta a las armas entre el Polisario y Marruecos. La llamada crisis de El Guerguerat es considerada como el momento más difícil desde el alto el fuego en 1991.

Recordemos, finalmente, que el citado Acuerdo Militar N° 1 está en la base de las resoluciones que, anualmente, adopta el Consejo de Seguridad de NNN. En consecuencia, el Frente Polisario puede invocar el artículo 103 de la Carta de NNUU, para denunciar el acuerdo pesquero entre la UE y Marruecos, puesto que es incompatible con dicho artículo de la Carta.

Nadie, por lo demás, desea rememorar recuerdos del pasado, pero el Polisario no va a permitir que faenen, en aguas bajo su control, sin su consentimiento. Porque, en definitiva, la piratería debe estar, igual de castigada, en el cuerno oriental de África, que en las costas noroccidentales del mismo continente.

La península de Cabo Blanco, que está fuera del control de Marruecos, al estar fuera de los muros marroquíes, constituye el último refugio de una especie en vías de extinción, como es la foca monje. Lo que justifica la presencia de esta especie, en esta península, es la cantidad de moluscos, especialmente, cefalópodos, y otros peces que habitan en sus aguas y que constituyen una parte esencial de la dieta de la foca monje, con la que vienen a competir los pescadores. La foca monje es unas de las especies que más aparece muerta en las redes de pesca.

Haddamin Moulud Said
23.01.19
mouludsaid@gmail.com

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

10.11.18

SAHARA OCCIDENTAL: LA MAURITANIE DOIT SOUTENIR TOUT DIALOGUE, CAR ELLE EST JURIDIQUEMENT CONCERNÉE.


par Maître Takioullah Eidda

Le 6 novembre 2018, le roi Mohamed VI a invité l’Algérie à un «dialogue direct et franc, afin que soient dépassés les différends conjoncturels et objectifs qui entravent le développement (des) relations» entre les deux pays.

Des pays du Golf au Nations-Unies, en passant par l’Europe, tous ont applaudi l’ouverture d’un « dialogue » entre l’Algérie et le Maroc. La Mauritanie n’est pas du reste! Et pour cause: ce conflit nous afflige un embargo économique de fait. Il obstrue nos horizons touristiques et sécuritaires. Il force nos frères sahraouis à vivre exilés, dans une misère inqualifiable, dépouillés de leurs droits de vivre en paix sur leur territoire et sans perspective à cet égard.

Puisque les parties au confit sont très bien connus et désignés par toutes les résolutions de l’ONU, la Mauritanie ne peut être que favorable à tout DIALOGUE DIRECTE constructif entre le Maroc et l’Algérie, voire entre la Mauritanie, l’Algérie, l’Espagne et je ne sais qui d’autre, en autant que de tels dialogues apportent une solution définitive, qui prend en considération le respect du droit du peuple sahraoui à l’autodétermination.

En fait, ce que certains semblent oublier, c’est que nous, en Mauritanie, on est toujours juridiquement liés par ce conflit. D’abord, par les accords de Madrid du 14 novembre 1975, lesquels ont été déposés au greffe de l’Assemblée Générale des Nations-Unies et qui, depuis, n’ont jamais été renégociés, ni amendés, ni même annulés!!

Puis, par notre présence effective, en tant que «puissance administrante», à Lagouéra, bourgade située sur la pointe Sud du Sahara Occidental.

Donc, au-delà de nos liens socioculturels avec le peuple sahraoui, la Mauritanie est tenue par des obligations juridiques spécifiques vis-à-vis des populations sahraouies se trouvant dans la partie Sud du territoire, notamment à Dakhla, Awserd, El Argoub, Tichla, Legouéra, etc. Territoires que la Mauritanie occupait de 1975 à 1979.

Ceci dit, ne montons pas si vite sur nos chevaux, sur la seule parole du roi Mohamed VI. Car, ce n’est pas la première fois que le Maroc tend la main à l’Algérie pour, par la suite, la fermer et donner un coup à ce pays «frère» de la manière la plus malicieuse et la plus abrupte.

Rappelons-nous, en 1995, le Maroc a procédé à la fermeture unilatérale de ses frontières terrestres avec l’Algérie. S’ensuivent le carnage de Beni Ounif et les actes de terroristes, de contrebandes des hydrocarbures et de drogues, lancés à partir du Maroc, dans le seul but de déstabiliser «l’Algérie sœur».

Venaient ensuite la visite du Président Bouteflika à Rabat, lors des obsèques de feu Hassen II. Puis, le sommet de la ligue arabe à Alger (22-24 mars 2005), avec toutes les tentatives de réchauffement des relations entre les deux pays. Peine perdue! En fait, le Maroc n’a jamais été et ne sera jamais, de bonne foi dans sa volonté de rapprochement avec l’Algérie, attitude qu’on connait bien en Mauritanie!

Aujourd’hui, le roi du Maroc demande à l’Algérie de ré-ouvrir les frontières terrestres; de permettre la circulation des biens et des personnes et de «normaliser» les relations diplomatiques entre les deux pays.

Le hic dans la nouvelle proposition du roi, c’est qu’il veut que cette redynamisation avec l’Algérie se fasse abstraction faite au conflit du Sahara Occidental, ce qui est pratiquement impossible, compte tenu du fait que ce conflit est non seulement au cœur des relations bilatérales de deux pays, mais aussi le moteur de leurs stratégies et de leurs crédibilités aux yeux de l’opinions publiques nationales et internationales.

En conclusion, le Maroc doit plutôt se comporter de façon réaliste et pratique, en permettant l’organisation d’un référendum au Sahara Occidental. Car, la normalisation de ses relations avec l’Algérie est conditionnée par sa volonté d’aplanir tous les contentieux avec ce pays, notamment ceux relatifs aux tracés définitifs des frontières; le trafic frontalier; le conflit du Sahara Occidental, etc. … etc …

Or, la solution de tous ces contentieux n’est, malheureusement, pas pour demain. Au fond, le discours du roi Mohamed VI n’a qu’un seul objectif: confondre tout en chacun dans le but de gagner, encore, du temps. Alors, jusqu’à quand?

Maître Takioullah Eidda, avocat
Montréal, Canada.
10.11.18

-------------- Ce texte exprime l'opinion de l'auteur et n'engage pas les modérateurs du forum.
Share/Bookmark

10.10.18

SAHARA OCCIDENTAL: QUAND TAHER BEN JELOUN SERT DE CAISSE DE RÉSONANCE POUR LE MAKHZEN MAROCAIN



par Maître Takioullah Eidda

Depuis quelques temps, l’écrivain français-Marocain, Taher BEN JELOUN, ne cesse de faire éruption dans le débat relatif au conflit du Sahara Occidental.

Tantôt pour une solution juste du conflit; tantôt pour une solution acceptable pour les parties, pour finir, aujourd’hui, à se féliciter de l’initiative de l’envoyé spécial du SG de l’ONU, l’Allemand Horst Köhler, d’imposer une solution négociée entre le Maroc et l’Algérie.  http://fr.le360.ma/blog/le-coup-de-gueule/sahara-une-bonne-nouvelle-175923

Le problème de Taher Ben Jeloun, c’est qu’en faisant une telle affirmation, en tant qu’écrivain-intellectuel, il se montre manifestement «cordonnier mal chaussé»!

En effet, la résolution 2414 de 2018 du Conseil de Sécurité, en vertu de laquelle Monsieur Horst Köhler tire son mandat et la légitimité de son initiative, fait clairement, à ses paragraphes 3 & 4, la différence entre les «parties» au conflit (POLISARIO-MAROC) et les «États voisins» (MAURITANIE-ALGÉRIE):
« 3. Demande aux parties de reprendre les négociations sous les auspices du Secrétaire général, sans conditions préalables et de bonne foi, en tenant compte des efforts faits depuis 2006 et des faits nouveaux survenus depuis, en vue de parvenir à une solution politique juste, durable et mutuellement acceptable qui permette l’autodétermination du peuple du Sahara occidental dans le contexte d’arrangements conformes aux buts et principes énoncés dans la Charte des Nations Unies, et prend note du rôle et des responsabilités des parties à cet égard ;
4. Demande également aux États voisins d’apporter une contribution importante au processus politique et de s’engager plus avant dans les négociations ; » http://undocs.org/fr/S/RES/2414(2018)

 À la lumière du libellé de cette résolution 2414 de 2018 du CS, je pris Monsieur Taher BEN JELOUN de ne pas confondre «angleterre » et «pomme de terre».

Certes, l’essentiel pour nous tous, et peu importe qui est autour de la table, est que ce conflit du Sahara Occidental trouve une solution acceptable pour les parties. Mais, cette solution ne puisse y être trouvée qu’entre les «partie aux conflit», le Royaume du Maroc et le peuple sahraoui, représenté par le Front Polisario en vertu de la résolution 1514 de1960 des Nations-Unies, et ce, dans le but de permettre à ce peuple sahraoui d’exercer son droit à l’autodétermination.

Toute autre fabulation, amalgame ou débordement sur les « États voisins », est quant à moi, un acte d’auto-mensonge enfantin et, surtout, un acte contre productif.

Maître Takioullah Eidda, avocat
Montréal, Canada.
10.10.18


--------------  Ce texte exprime l'opinion de l'auteur et n'engage pas les modérateurs du forum.
Share/Bookmark

21.9.18

El caso de Mahmud Zedan y la libertad de expresión en los campamentos saharauis

Por Lehdía Mohamed Dafa


Hace apenas unos días, en los campamentos de refugiados saharauis, el periodista Mahmud Zedan ha sido convocado, de nuevo, por las autoridades judiciales locales. El Fiscal General del Estado ha sido quien ha pedido su comparecencia ante el Tribunal de Apelaciones en el campamento de Bojador, informándole de la acusación presentada contra él por más de 35 altos cargos de distintas instituciones del Estado saharaui. Ministros, gobernadores y parlamentarios se quejan de la exposición pública y “difamación” a las que, según el Fiscal, Mahmud les somete en las redes sociales, especialmente a través de los debates en directo que emite en Facebook.

Como en anteriores ocasiones, Mahamud está recibiendo grandes muestras de apoyo y solidaridad por parte de muchos saharauis y medios independientes. Y mientras se espera el desenlace de esta enésima detención, de nuevo, un interesante debate se libra en las redes sociales sobre la libertad de expresión en los campamentos de refugiados saharauis.

Al igual que en la mayoría del mundo árabe, los medios oficiales del Estado saharaui en el exilio argelino, han sido un mero instrumento monopolista de propaganda que pretende establecer y repetir machaconamente el relato oficial sin el menor resquicio a otras interpretaciones u opiniones, tratando de asegurarse el control ideológico y político, de lo que sin el menor pudor y fruto de la herencia nacionalista y marxista, denominan masas. Así, durante casi media centuria, se vienen arrogando el papel de garantes de una ficticia unidad y defensores de una causa disecada por la inanidad intelectual de una clase política a menudo parasitaria.

Todos los saharauis, aunque unos más que otros, en ocasiones, nos hemos autocensurado pensando que así hacíamos un servicio a nuestra causa, infravalorando la fortaleza que supone el debate y el efecto corrector que pueden tener las ideas críticas cuando estás responden a legítimas aspiraciones de nuestra población. Pero el mundo vertiginoso que vivimos ha incorporado a nuestra actividad diaria nuevos canales (satélites mediante) de acceso a la información y nuevas tecnologías y soportes de comunicación (redes sociales principalmente) que han convertido a los medios de propaganda oficial en una antigualla devaluando casi por completo su influencia y credibilidad.

La conexión masiva de la población saharaui a internet con la revolución de los smartphone ha sido asomarse a una ventana de aire fresco que ha favorecido el nacimiento de unos medios independientes y de mensajes libres por primera vez en los campamentos de refugiados saharauis. La revista digital “Futuro Saharaui”, que irrumpe en la escena a finales de los años noventa, es la decana y quizás el mejor exponente. Años después han ido apareciendo cada vez más portales, blogs y páginas web que han ido ampliando y enriqueciendo los espacios para el intercambio de información, análisis y debate.

Para intentar, inútilmente, contrarrestar la creciente influencia en la opinión pública saharaui de cada vez más influencers, muchos de ellos jovencísimos, el aparato estatal saharaui, en su exilio dorado, está desatando una campaña de censura, amenazas y difamación, en esta última son auténticos expertos. Pero también, y aquí si hay que reconocer que se han puesto al día, han organizado y promueven una red de nuevos medios y plataformas, que disfrazados de independientes aprovechando la apertura, tratan de llevar el agua, que ya se desborda, al molino del oficialismo.

Muchos comunicadores y líderes de opinión hoy se tienen que debatir entre el miedo a la difamación o el arresto, la resignación a transitar solo por lo tolerable o lanzarse a hablar alto y claro, con los costes que ello supone. Sin embargo, y a pesar de todas las maniobras, esta batalla la tienen perdida, no se pueden poner puertas al campo, no van a conseguir acallar la polifonía de voces críticas frente a la incompetencia y la corrupción. A diario decenas de periodistas, como Mahmud Zedan, seguirán transcribiendo la realidad y cotidianidad saharaui con sentido crítico y objetivo, alejados del relato oficial de la propaganda y del juego de intereses del establishment. Mahmud Zedan, entre muchos otros temas, con sus debates y denuncias, ha declarado una guerra abierta a la corrupción política y económica que anida en tantas instituciones del Estado. Sus debates abiertos y directos en Facebook se han convertido en una verdadera pesadilla para muchos altos cargos; el precio: sólo en lo que llevamos de año, ha estado desparecido durante meses y citado por las autoridades policiales y judiciales en más de una ocasión. Esta vez, según ha declarado el mismo Mahmud, ha sido coaccionado y amenazado por el Fiscal General del Estado para que firmase un documento donde se comprometa a “dejar en paz” a ciertos altos cargos del Estado, a cerrar su página de Facebook y sus transmisiones, que tienen una enorme audiencia, en las redes sociales; de no hacerlo corre serio peligro de ir a la cárcel, ser expulsado de los campamentos o entregado a la justicia argelina, sic….

Aunque ha sido puesto en libertad, hasta la fecha, Mahmud, no ha recibido ningún apoyo por parte de la Comisión Nacional Saharaui de Derechos Humanos, como tampoco lo ha hecho ninguna de las múltiples asociaciones saharauis que dicen defender estos. Y como bien dice el mismo Mahmud, es una vergüenza que nuestro Estado, que ante el mundo hizo de los derechos humanos su bandera de lucha, en casa asfixie a sus propios periodistas y ciudadanos por el simple hecho de ejercer el más elemental, la libertad de expresión.

Lehdía Mohamed Dafa
lehdia.m.dafa[at]gmail.com
Madrid, 20 septiembre 2018

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

2.9.18

RABUNI CENTRO DE LA ALQUIMIA MONETARIA


por Abdalahi Salama Machnan

Cuando tardas un cierto tiempo en visitar los campamentos, al regresar, compruebas que la vida allí es plana, monótona, indolente, sin contrastes, sin nada que resalte y te haga plantearte cosas. ¿Por qué elegimos un camino u otro? ¿Qué eliges hacer, seguir con tú familia o emigrar? ¿Se podrá ser feliz sin nada? Somos naturaleza y crecemos únicamente en la materia. Somos el resultado de algo natural que se va materializando cada vez más y más hasta llegar al punto de que tanto tienes tanto vales.

Qué tiempos, ¿Verdad? El que es alguien no parece nadie y el que hasta hace poco tiempo no era nadie, un mindundi, un piltrafa; ahora un “Don todo”. No crecemos en la cultura de la ayuda mutua, en construir para mejorar. Crecemos en competencia, lucha, desafío… ¿Depende mi éxito del fracaso de otro? En mi reciente viaje a los campamentos pude constatar algunos de estos comportamientos. Al descender por la puerta de uno de los coches que hacen el servicio de Taxi entre Tinduf y Rabuni, sentí el roce de una brisa cargada de aire espeso y caliente que me hizo advertir que tenía la frente cubierta de sudor, y que había llegado al mercado bursátil, a la bolsa de valores de Rabuni.

Un sol de terciopelo pintaba las callejuelas de su área. Rabuni es una zona que se caracteriza mucho por un enjambre de construcciones de adobe y cemento apiladas desordenadamente, sin croquis arquitectónico.Es un supercentro repleto de tiendas de comercios, con más énfasis en las mercancías generales; también tiene un hipermercado del neumático de desecho, contenedores viejos, coches desmontados y almacenes de la ayuda internacional.

Es un lugar que huele si no apesta, a dinero a mucho dinero. Probablemente el excedente de liquidez del que disponen sus comerciantes supera con creces el PIB de la ciudad de Tinduf.

Los excedentes de liquidez son una problemática que muchos negocios en marcha deben enfrentar. ¿De qué se trata? En términos prácticos, están conformados por todos los fondos que quedan en caja una vez cubiertos los costos operativos y los gastos de capital. El escenario y la prosodia de las formas desprenden del epicentro de Rabuni un aire opresivo, una cultura de amasar fortuna exenta de cualquier gravamen fiscal. Un lugar exclusivamente dedicado a la alquimia monetaria, recordando al consumidor en todo momento que aunque creyese estar dentro, en realidad siempre estaría fuera y al otro lado de la proverbial línea. Sus comerciantes en su mayoría tienen una risa fría, de cristal. Nada sorprende y asusta más que lo que uno ya sabe.

Hay una infinidad de calificativos que se podrían atribuir, a quienes se enriquecen ilícitamente a costa de ciertas prácticas mercantiles y no sé cuantos más, a las personas que tengan bienes y capitales en paraísos fiscales, sociedades opacas, cuentas secretas, inversiones ilícitas, o no; no lo sé, repito, pero el hecho de que gran parte del circulante de divisas que opera en el mercado de Rabuni sea de políticos; demuestra la falta de escrúpulos, una conducta desviada del fin que debería ser el bien común y un conflicto de intereses. La política es una suma de solución, emoción y ética. Creo que nunca puede faltar la gestión estricta de cada uno de esos ingredientes.

Todos, nos vemos afectados por los efectos negativos de la globalización y los cambios técnicos de trabajo y la dinámica salarial: el futuro que creíamos deseable, y posible, se ve hoy amenazado y el nuevo mundo que emerge se ve oscurecido por tanta incertidumbre. Aquí permítanme referirme a las que afectan a los de abajo, en afortunada expresión de Mariano Azuela, es decir, a aquellos situados en la escala social. Por ejemplo, esa generación NINI que deambula a diario por Rabuni, esas mujeres que se levantan tempranamente para preparar el desayuno a sus hijos, vestirlos, llevarlos a la guardería o al colegio, esos valiosos hombres que dieron lo más preciado de su juventud en el frente de batalla, y que ahora rondan los sesenta y cinco años de edad sin ninguna cobertura social ni subsidio asistencial.

¿Cuánto ingresan por tamaño esfuerzo? ¿Alguien lo ve? Muchos otros comparten con este colectivo su invisibilidad. ¿Recuerdan la última vez que se han parado a pensar en la vida, personal o familiar de este colectivo de personas? Las expectativas que tenían, sus familias, y el futuro de sus hijos. Ni tiempo nos da para imaginar sus anhelos, sus dolores y sus preocupaciones. Como le podemos explicar a este colectivo que la cesta de los productos de primera necesidad, se haya disparado hasta tener los siguientes precios:
  • Un litro y medio de leche de camella equivale casi a 1€. 
  • Un kg de carne de camello equivale a 3,50 €. 
  • Un kg de tomate equivale a 1,10 €. 
  • Un kg de cebolla equivale a 0,81 €. 
  • Un Kg de pimiento equivale a 1,29 €. 
  • Huevos 30 unidades equivale a 2,69 €. 
  • Pollo 1kg equivale a 2,93 €. 
  • Aceite de Girasol Safia 1Litro equivale a 1,08€. 
  • Lentejas 800 gr equivale a 1,46€. 
  • Arroz largo SOS 1kg equivale a 1,39€. 
  • Té verde FLECHA 200g equivale a 2,31€. 
  • Leche CANDIA semidesnatada 1L equivale a 0,66€. 
  • Detergente OMO 330g equivale a 0,60€.
¿Quién regula los precios de este enloquecido mercado? ¿Cómo se puede controlar y reducir la inflación? ¿Los comerciantes de Rabuni sólo piensan en facturar beneficios? ¿Dónde está el Estado? Este colectivo invisible tiene el mismo derecho que todos, hay que tomar en consideración su dolor, su sudor y su nostalgia; convendría no olvidar que no somos el ombligo del mundo. Se necesita algo más de motivación. Y no cosmética.

Desde hace tiempo que veníamos alertando de que solo una política fiscal, puede hacer frente al aumento persistente del nivel general de precios. Una fiscalidad basada en impuestos directos al área comercial de Rabuni y demás comercios, y un control estricto del gasto público ambos dos puede reducir la demanda agregada, lo que llevaría a una caída de la inflación. Endurecer la política fiscal conlleva a reducir la inflación.

Un error no cava una tumba, pero la ceguera de la bolsa de valores de Rabuni y sus gestores deja a su capital financiero al pie del foso, a la espera de un tiro de gracia o de un ejercicio de recapacitación para controlar la inflación galopante. La situación de la clase invisible les puede acercar al abismo.

Abdalahi Salama Machnan
02.09.18
sah_camaguey99[at]hotmail.com

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

1.9.18

Informe sobre la situación de los derechos humanos en el Sahara Occidental

descargar en formato PDF el Informe elaborado por el abogado Haddamin Moulud Said
En Ginebra, a 28 de agosto de 2018
mouludsaid[at]gmail.com

-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

13.7.18

Lucha, refugio, diáspora y ocupación

por Badra Abdallahi

Los saharauis somos un pueblo que lleva más de 42 años resistiendo la ocupación en las condiciones más adversas. Con su población entre el exilio, la diáspora y la ocupación. La mayoría de nuestra población vive en el exilio en los campos de refugiados de Tindouf, al sureste de Argelia, en uno de los desiertos más inhóspitos del planeta, en unas condiciones muy difíciles e inhumanas; otra parte, vive en la diáspora con escaso reconocimiento de su condición como exiliados o refugiados; y otra parte, resiste en los Territorios Ocupados ilegalmente por Marruecos desde la "Marcha verde" en el año 1975, cuando España abandonó su última colonia en África, la que supuestamente era la provincia 53 de su territorio y donde, hoy día, la población saharaui autóctona soporta diariamente violaciones de sus derechos fundamentales, torturas, desapariciones forzosas y encarcelamientos por el simple hecho de expresarse libremente para defender su identidad y reclamar su soberanía sobre su propio territorio, el Sáhara Occidental.

Llevamos desde el año 1975 en lucha por el reconocimiento de la autodeterminación de nuestro pueblo y la independencia de nuestra tierra. Desde el año 1991, llevamos 27 años esperando el resultado del proceso de Paz dictaminado por la Organización de las Naciones Unidas.

Como ciudadana  saharaui, me dirijo a mis compatriotas para animarles a seguir con nuestra lucha como deber individual y colectivo, a pesar de todas las dificultades y de la larga espera, no desfalleceremos. Pero, también interpelo a la comunidad internacional, a las Naciones Unidas para que se impliquen de verdad en buscar una solución real para que nuestro pueblo pueda ejercer su derecho a la autodeterminación sobre su territorio. Que dejen de sentenciarnos con su silencio a vivir separados, confinados y olvidados en el paso del tiempo.

Badra Abdallahi
badrames61[at]gmail.com
11/07/2018
-------------- Este texto expresa la opinion del autor y no de los moderadores del foro.
Share/Bookmark

27.6.18

Jenseits der Mauer

 “Ein Schmerzensschrei“
 
An den ehemaligen
deutschen Bundespräsidenten, Herrn Horst Köhler

 von Haddamin Mouloud Said

Das Territorium “Jenseits der Mauer“, des TV‐Fantasy Dramas “Spiel der Throne“, das auf einem Roman des nordamerikanischen Schriftstellers George R.R. Martin beruht, wird von seltsamen Lebewesen bewohnt. Da ist die dreiäugige Krähe, eine mysteriöse Gestalt, die als Medium in längst vergangene Zeiten führt. Da stehen die heiligen Wehrbäume mit ihren roten Blättern und weissen Stämmen. Als Symbole des Glaubens der Ahnen rufen sie zum Gebet. Die Mantikore sind aggressive Geschöpfe mit menschlichem Kopf, einem zinnoberfarbenen Fell eines Löwen und dem Schwanz eines Skorpions. Da ist auch der legendäre Krake, ein Kopffüssler, ein gigantisches Meeresungeheuer, das Walfangboote zum Kentern bringt.

Wir kennen aber weder den Salzgehalt des dortigen Trinkwassers, noch wissen wir um den Toxizitätsgrad, der von der Bevölkerung verzehrten Nahrungsmittel. Es gibt keinerlei Hinweise über den Strahlungsgrad der Geräte, Ausrüstungen und Anlagen, welcher die Menschen dort ausgeliefert sind. Es gibt auch keine Angaben über die Sicherheit der Stromversorgung oder über den Stand des damit generierten elektromagnetischen Feldes.

Es gibt keinerlei Daten über die Art der Impfungen, die den Kindern verabreicht werden. Wir wissen noch nicht einmal, ob sie geimpft werden oder nicht. Es gibt keine Information, inwieweit die Empfehlungen der Weltgesundheitsorganisation angewendet werden. Wir haben keine Ahnung, ob die Vorschriften der WHO in Bezug auf Schwangere und Neugeborene umgesetzt werden oder nicht.
Wir wissen auch nicht, welche Art von Erziehung dieser Bevölkerung zukommt. Wir wissen nichts über die Einschulung der Jungen und der Mädchen. Auch haben wir keine Angaben über die berufliche Aus‐ und Weiterbildung.

Zusammengefasst: Wir haben nicht die leiseste Ahnung darüber, auf welchem Entwicklungsstand, sei es politisch, sozial, wirtschaftlich, kulturell, wissenschaftlich, technologisch, sich das Territorium von „Jenseits der Mauer“ im “Spiel der Throne“ von George Martin, befindet.

Glauben Sie mir bitte, dieses “Game of Thrones“ ist nicht nur Science‐Fantasy, nein.

Das Gebiet “Jenseits der Mauer“ in der marokkanischen Version des Spiels heisst Westsahara. Die Lage dort ist eine exakte Reproduktion der Lage im Gebiet von “Jenseits der Mauer“ in den Staffeln der amerikanischen TV‐Fantasy‐Serie “Game of Thrones“. Einzig, die Realität im Westen von Afrika übertrifft die Fiktion des amerikanischen Autors George R.R. Martin.

Regierungen, Behörden aus allen Regionen unseres Planeten und weltweit tätige Institutionen veröffentlichen regelmässig Berichte und melden den aktuellen Entwicklungsstand. Wir wissen, was die Kinder auf den Fidschiinseln essen, welche Impfungen in Alaska verabreicht werden und welche Geräte man in der Mongolei benutzt. Sogar von den entlegensten Regenwaldgebieten des Amazonas wissen wir über die Ausbreitung der dortigen Krankheiten Bescheid. Der wissenschaftliche Fortschritt der Menschheit erlaubt uns, eine beachtliche Kontrolle über Seuchen und Plagen, über Epidemien und Pandemien. Wir sind in die ozeanischen Rinnen des Marianengrabens hinuntergetaucht, um wissenschaftliche Berichte über das Leben in den dortigen Meerestiefen zu verfassen. Die versammelte Staatengemeinschaft hat im "Vertrag über die Prinzipien, die die Aktivitäten von Staaten bei der Erkundung und Nutzung des Weltraums, einschließlich des Mondes und anderer Himmelskörper bestimmen" Regeln zur friedlichen Nutzung des ultrablauen Weltraums zugestimmt.

Aber, seit mehr als vierzig Jahren gibt es KEINEN einzigen offiziellen und aufschlussreichen Report, der über den Entwicklungsstand in der Westsahara berichtet. Dieses Gebiet hat sich zu einem regelrechten irdischen “Schwarzen Loch“ verwandelt. Ein schwarzes Loch, das offensichtlich für die fortschrittlichsten, technologischen Geräte und auch für das edelste Gewissen der Menschheit unergründlich bleibt. Andererseits wissen weder die Generalversammlung der Vereinten Nationen, noch deren Generalsekretariat, noch der UNO‐Weltsicherheitsrat wie es um die allgemeinen Menschenrechte in der Westsahara steht. Sie wissen nicht, ob die Menschenrechte in der Westsahara verletzt werden oder nicht, ob sie respektiert werden oder nicht. Sie können es nicht wissen, da es bis zum heutigen Tag des 21. Jahrhunderts noch immer keinen einzigen offiziell veröffentlichten Bericht von irgendeiner internationalen Institution gibt, der die Problematik der Menschenrechte in der Westsahara anspricht. Es schmerzt, sich vorstellen zu müssen, dass diejenigen, die die Welt regieren, von der dortigen Situation nichts wissen.

Ja. Es gibt Berichte der Polisario, Berichte des Königreichs Marokko, Berichte von grossen und kleinen NGOs, die im Bereich der Menschenrechte tätig sind, es gibt Presseberichte. Aber all diese Berichte sind parteiische Berichte und daher wertlos gemäss dem Prinzip der “gegenseitigen Wertlosigkeit“. Das bedeutet, dass das was die einen behaupten, leugnen die anderen; so ignorieren eben die internationalen Organisationen (Generalversammlung, Generalsekretariat, Sicherheitsrat) die einen sowie auch die andern.

Es gibt wissenschaftliche Berichte über die Auswirkungen, welche die Phosphatpartikel auf dem Meeresgrund verursachen, die vom Wind von der Mine Bu Craa bis zum Atlantik transportiert werden. Diese Berichte sind rechtfertigende Begründungen für die sonderbare Reichhaltigkeit der kanarischen und sahrauischen Fischbänke. Aber es gibt keinen einzigen Bericht über die Auswirkungen der wilden Phosphatausbeutung im Tagebau auf die Lebewesen im näheren und weiteren Umkreis der Mine Bu Craa.

In den vergangenen vierundfünfzig Jahren hat nicht die raffinierteste, juristische Hermeneutik ein einziges Komma am internationalen, juristischen Status des Gebietes ändern können, ein Status der klar und deutlich durch internationale Abkommen und auch durch die gemeinsame Praxis der Staaten definiert ist

Nach über vierzig Jahren absoluter Opazität in jenem ´Schwarzen Loch´, müssen wir, die Geschöpfe von “Jenseits der (marokkanischen) Mauer“ im “Spiel der Throne“, weiterhin und reell kämpfen, um unserer Existenz einen Anschein von Glaubwürdigkeit und Menschheit zu verleihen. Das Territorium von „Jenseits der Mauer“ aus der“ US‐amerikanische Fantasy‐TV‐Serie hingegen begeistert und erfreut weiterhin Fans auf der ganzen Welt.

Darf ich mich zum Schluss noch kurz vorstellen?

Ich bin heimatlos, ich habe einen Staatenlosen‐Pass. Das heisst, ich bin Bürger von keinem Staat. Ich wurde geboren und stamme aus einem Gebiet hinter Mauern, dem einzigen nicht‐autonomen Territorium der Erde, das keiner administrativen Macht untersteht. Das heisst, ich und meinesgleichen sind die lebende Inkarnation dessen, was im Rechtswesen als rechtliche Grauzone bekannt ist. Hoffentlich lässt Sie dies nicht an meiner menschlichen Existenz zweifeln.

Werden Sie, Herr Köhler, uns dabei helfen, uns endlich auch wie ein Teil der gesamten Menschheit zu fühlen, die diesen Planeten bewohnt?

Zum Abschied will ich Ihnen EIN Geheimnis verraten:
„Um nicht aus Zorn und Wut zu platzen über die Lage, in der wir uns befinden, haben wir ein Gut, das in vielen Teilen der Welt Mangelware ist: Wir haben Nerven wie Stahlseile. Aber es gibt ein kleines Problem: Der Rohstoff erschöpft sich allmählich. Stimmt doch, dass Eisen und Kohle einmal erschöpft sein werden?“

Haddamin Moulud Said
mouludsaid[at]gmail.com
27.06.18

-------------- Dieser Beitrag wiederspiegelt die Ansichten des Autors, nicht dieses Forums
Share/Bookmark